5G: cómo la convergencia de redes fijas y móviles mejorará el home office

Luiz Fernando Bourdot, ejecutivo de Claro, presentó los beneficios para el empleado, la empresa y el operador de red en un caso de convergencia de redes fija y móvil.

667

Ler em português

Además de los beneficios de la baja latencia y la muy alta capacidad de transmisión de datos, 5G permitirá la convergencia entre redes fijas y móviles a partir de sus funciones.

Luiz Fernando Bourdot, director de Evolución Tecnológica de Redes de Claro, presentó el caso hipotético de una persona que trabaja en casa y utiliza este concepto. El ejecutivo participó en el seminario virtual 5G y Transformación Digital 2021, organizado por TelecomWebinar.

“A la empresa donde trabaja Jane [personaje hipotético] le gustaría que ella tuviera un servicio más confiable, por lo que aplicará una calidad de servicio superior a la que tiene y también con más confiabilidad”, dijo.

En este caso, se creará una nueva red Wi-Fi en la casa de Jane, donde tendrá acceso a la red de la empresa, sin dejar de tener el servicio residencial, compartido con su familia.

“Este nuevo acceso corporativo tendrá acceso fijo o acceso móvil, a través de un FWA, yendo a la red de la empresa. Además de la separación de tráfico, también tiene un servicio con más confiabilidad, porque Jane ahora tiene dos redes diferentes”, explicó el ejecutivo. La empresa puede controlar el servicio de forma remota a través de APIs, agregó.

Según Bourdot, esto es un beneficio para la trabajadora, porque contará con un servicio de mayor calidad brindado por su empleador y eso no debe confundirse con su acceso privado. También es beneficioso para el operador, que puede tener más clientes comerciales con este tipo de servicio. “Esto generará ingresos adicionales en el acceso fijo”, comentó.

Y la empresa ofrecerá un ambiente laboral más productivo para la empleada, con más seguridad, “y solo pagará lo que ella agregue al servicio básico”.

El ejecutivo explica que esta convergencia de redes fijas y móviles puede comenzar a implementarse en 2022, justo cuando comenzará a habilitarse el 5G en Brasil.

“Es un ejemplo de las nuevas posibilidades de negocio que pueden surgir con esta convergencia del núcleo de la red 5G y los cambios en la arquitectura de la red”, concluyó.