5G requerirá una gestión flexible del tráfico en las redes para detonar su potencial

En un foro virtual del IFT, el director Ejecutivo de la organización R3D dijo que la gestión del tráfico es necesaria, pero se debe ponderar cómo y para qué se hace, y preservar el principio de la neutralidad de la red.

827

La revolución de 5G “se va a basar en modelos de diferenciación y priorización del tráfico. Si no tenemos estos recursos de gestión autorizados de manera flexible, no vamos a explotar adecuadamente esta transformación digital, no se le va a sacar el mayor provecho”, afirmó el Director de Relaciones Gubernamentales e Industria de Ericsson para América Latina, José Luis Ayala.

Durante una mesa de análisis sobre la neutralidad de la red en México, organizada por el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT), Ayala expuso que “la falta de herramientas de gestión adecuadas dificultaría la innovación”, por lo que los proveedores de servicios de Internet van a necesitar libertad para establecer nuevos modelos de negocio, enfocados en diferentes nichos de consumidores o industrias.

“En la evolución hacia los servicios de quinta generación, se van a introducir muchas aplicaciones en tiempo real con una latencia muy baja; por ejemplo, en la telesalud, en la seguridad o en la fabricación industrial”, en las cuales la priorización del tráfico será fundamental, señaló.

Al respecto, el Director Ejecutivo de la organización civil Red de Defensa de los Derechos Digitales (R3D), Luis Fernando García, explicó que es importante ponderar que, cuando se abordan nuevos modelos de negocio para la industria, estos no son necesariamente compatibles con el interés del público. Por tal razón, se debe analizar la proporcionalidad de las herramientas de gestión del tráfico, para salvaguardar principios como la neutralidad de la red y los derechos humanos.

García agregó que la gestión del tráfico no está divorciada del principio de la neutralidad de la red ―que implica que los proveedores deben tratar todo el tráfico de Internet de manera indiscriminada―, pero lo relevante es examinar cómo y para qué debe realizarse la gestión.

En su participación en el foro virtual, el Director de Tecnología y Estrategia de la GSMA, Alejandro Adamowickz, destacó que debe tomarse en cuenta que las técnicas de gestión del tráfico son importantes para promover servicios avanzados 5G. Además, han sido claves para responder a situaciones de emergencia como la actual pandemia de Covid-19, en donde se han registrado considerables aumentos en el consumo de Internet.

“No es solamente un nuevo salto de velocidad: 5G nos trae distintas características que nos permiten ensamblar servicios tan dispares como Internet masiva de alta densidad con millones de dispositivos por kilómetro cuadrado, hasta aplicaciones de Internet industrial, o de gestión del tráfico que requieren latencias mínimas, compatibles con las del cerebro humano. Esos tipos de tráfico tienen que gestionarse de manera diferente”, comentó.

Los especialistas coincidieron en que la gestión y administración de la red debe respetar principios y los derechos de los usuarios. Max Tremp, director de Ingeniería de Cisco para América Latina, hizo énfasis en que estos procesos cada vez dependen menos de la intervención humana y los métodos van a ir evolucionando más, de manera que sean más eficientes y no se vulnere la privacidad ni seguridad de quienes ocupan Internet.

En ese sentido, la Directora General de Cómputo y TIC de la Universidad Nacional Autónoma de México, María de Lourdes Velázquez, expuso que existen técnicas para el análisis profundo de paquetes y flujo de datos que son muy útiles para prevenir intrusiones y resolver problemas de seguridad, pero se debe equilibrar hasta qué capas se puede revisar para no afectar la privacidad de los consumidores.

Actualmente, el IFT tiene abierta una consulta pública sobre el anteproyecto de lineamientos para la gestión del tráfico en Internet. R3D ha sido una organización muy activa al cuestionar elementos del documento que podrían socavar la neutralidad de la red, la libertad de expresión y favorecer criterios comerciales de los proveedores de este servicio.

En contraparte, el directivo de Ericsson sostuvo que México debería tratar de armonizar la regulación con la de sus socios comerciales del acuerdo T-MEC, para aumentar la perspectiva de crecimiento económico en el país. Opinó que las reglas rígidas sobre gestión del tráfico desalentarían las inversiones, y que el país podría seguir el ejemplo de Estados Unidos al derogar la neutralidad de la red en 2017 con la administración de Donald Trump.