“Agricultura computacional”, el nuevo proyecto de Alphabet

Las herramientas de robótica, detección y software de Mineral recopilan e interpretan diversos datos del campo.

0
132

Alphabet, empresa matriz de Google, está impulsando la era de la agricultura computacional con su nuevo proyecto llamado Mineral, a través del cual “está desarrollando nuevas tecnologías para ayudar a construir un sistema alimentario más sostenible, resiliente y productivo”.

Con este objetivo se están desarrollando y probando una variedad de prototipos de software y hardware basados ​​en avances en Inteligencia Artificial (IA), simulación, sensores, robótica y más. Mineral está trabajando en Argentina, Canadá, Estados Unidos y Sudáfrica.

“El equipo comenzó recopilando información disponible sobre las condiciones ambientales en el campo, por ejemplo, información sobre el suelo, el clima y datos históricos de cultivos”, explican en el sitio web de Mineral.

Robótica, detección y software

Después, el equipo comenzó a descubrir nuevos datos sobre cómo las plantas en el campo estaban creciendo y respondiendo a su entorno. Para ello, el equipo desarrolló un prototipo de buggy (pequeño vehículo de carga) para plantas que recorre los campos inspeccionando los cultivos de cerca.

En los últimos años, el buggy de plantas ha recorrido los campos de fresas en California y los campos de soja en Illinois, recopilando imágenes de alta calidad de cada planta, y contando y clasificando cada baya y cada frijol. 

Recomendado: Microsoft anuncia alianza para innovaciones en agricultura y comunidades rurales

Al combinar las imágenes recopiladas por el buggy de la planta con otros conjuntos de datos como imágenes de satélite, datos meteorológicos e información del suelo, el equipo puede crear una imagen completa de lo que está sucediendo en el campo y utilizar el Aprendizaje Automático para identificar patrones y conocimientos útiles sobre cómo las plantas crecen e interactúan con su entorno.

Al mapear y obtener imágenes de las plantas en el campo, los productores pueden solucionar problemas y tratar plantas individuales en lugar de campos completos, reduciendo tanto sus costos como el impacto ambiental.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here