Enter.Co-Javier Méndez

Llevamos un tiempo escuchando que la automatización, la robótica y la inteligencia artificial van a pulverizar una gran cantidad de trabajos en los próximos años. También hemos escuchado decir a los expertos que lo único que podemos hacer los humanos para defendernos es aprender nuevas habilidades y reinventarnos para poder competir contra las máquinas en el nuevo entorno laboral. Lo que no es tan claro es cómo se va a lograr eso. Pero Amazon acaba de dar un paso que ilumina un poco ese camino.

La tienda en línea más grande del planeta acaba de anunciar que invertirá una gran cantidad de dinero, 700 millones de dólares, para reentrenar a un tercio de todos los empleados que tiene en Estados Unidos, especialmente en habilidades técnicas, como programación e ingeniería de software. El plan, que durará seis años, logrará que 100 mil trabajadores –de los 300 mil que tiene en ese país– adquieran nuevos conocimientos.

Amazon

Se reentrenará a personal de todas las áreas de la empresa, según el diario The New York Times, “en un reconocimiento de que los avances en tecnología están reconstruyendo los roles de los trabajadores en casi todas las industrias”.

Amazon dijo que sus iniciativas de reentrenamiento permitirán que los trabajadores de sus bodegas aprendan habilidades de alta tecnología, que les servirán para conseguir nuevos empleos dentro de Amazon y en otras compañías. Además, según el diario estadounidense, habrá clases de ingeniería de software para empleados de oficina que no tienen experiencia técnica.

LA TIENDA EN LÍNEA DIJO QUE, DESDE QUE COMENZÓ A USAR ROBOTS (YA TIENE 200 MIL EN TODO EL MUNDO), HA CONTRATADO A MÁS DE 300 MIL PERSONAS.

De acuerdo con la revista Wired, entre las nuevas iniciativas de capacitación se cuentan: un programa de 90 días para trabajadores de las bodegas que quieran aprender habilidades en tecnología; unos talleres para dotar a trabajadores no técnicos de habilidades en ingeniería; y unos programas para ingenieros que quieran aprender más sobre inteligencia artificial (IA) y aprendizaje de máquina.

Amazon recalcó que el uso intensivo de robots y software en sus operaciones no ha impedido que siga contratando humanos. La tienda en línea dijo que, desde que comenzó a usar robots (ya tiene 200 mil en todo el mundo), ha contratado a más de 300 mil personas.

Amazon también dijo que los trabajos especializados que más han aumentado en sus filas son los de especialistas en mapeo de datos, científicos de datos, ingenieros de seguridad y coordinadores de logística.

Los cambios son demasiado veloces

Una de las mayores preocupaciones sobre los cambios que traerán la robótica y la inteligencia artificial es que es posible que no suceda lo mismo que durante la revolución industrial, cuando algunos empleos fueron eliminados, pero las personas pudieron asumir otros nuevos. Hoy, los puestos de trabajo simplemente se perderán, según algunos analistas.

Una de las razones está en la velocidad a la que se están produciendo todos estos cambios. En el libro ‘¡Sálvese quien pueda! El futuro del trabajo en la era de la automatización’, el periodista Andrés Oppenheimer explica que otras revoluciones tecnológicas siempre han creado más empleos nuevos de los que han destruido. Pero los expertos temen que eso no suceda en esta ocasión porque los cambios tecnológicos que se están produciendo son tan veloces que no están dando tiempo para que se creen suficientes empleos nuevos.

Oppenheimer dice que, mientras en el siglo XVIII la humanidad tardó 119 años en difundir las máquinas de tejer fuera de Europa, a finales del siglo XX pasaron solo 7 años desde la popularización de Internet en Estados Unidos y su masificación en el resto del mundo. Otro ejemplo que cita es este: la electricidad comenzó a usarse a comienzos del siglo XIX en Estados Unidos, y pasaron 46 años para que llegara al 25 por ciento de la población.

“Quienes encendían las lámparas de gas callejeras en el siglo XIX tuvieron varias décadas para adaptarse y cambiar de profesión mientras se expandía el uso de los faroles eléctricos. Hoy en día, los trabajos de los vendedores, los guardias de seguridad, los cajeros de los supermercados y hasta los de los cirujanos están siendo amenazados por robots y algoritmos de un día para otro, sin darles mucho tiempo para reinventarse”, dice el escritor.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here