Apple reducirá producción del iPhone 13 por escasez de chips

A medida que Broadcom y Texas Instruments batallan por entregar las piezas suficientes, Apple podría fabricar 10 millones menos de unidades de iPhones de los planeados, debido a la escasez en la cadena de suministro de los chips

433

Apple Inc. podría reducir la producción que proyectó para 2021 de su smartphone estelar, el iPhone 13, hasta 10 millones de unidades, como consecuencia de la escasez global de chips que ha afectado a las industrias automotriz y electrónica en general, según reveló Bloomberg. 

La compañía esperaba producir 90 millones de unidades del nuevo modelo del iPhone en el último trimestre de 2021, pero ahora les ha informado a los socios fabricantes que el total será menor porque Broadcom Inc. y Texas Instruments Inc. están luchando por entregar suficientes componentes, indicaron fuentes al medio estadounidense.

Al menos desde marzo de 2021, la gigante tecnológica está lidiando con la escasez global de componentes en la cadena de suministro de los semiconductores. A comienzos de ese mes, Apple anunció una inversión multimillonaria para construir una fábrica de chips en Alemania, y convertirla así en su Centro Europeo de Diseño de Silicio

Te recomendamos: Apple construirá multimillonario centro para fabricar chips en Alemania

Y, desde fines de marzo, la empresa taiwanesa Foxconn proyectó que la escasez global de chips muy probablemente se extendería hasta 2022 y podría afectar a la compañía fundada por Steve Jobs.

Relacionado: Escasez de chips se extenderá hasta 2022; podría afectar a Apple

Recién la primera semana de octubre, la consultora internacional Counterpoint Research publicó un informe sobre las reducciones en la producción de teléfonos inteligentes en 2021, y su Director de Investigación destacó que Apple parecía ser el fabricante de smartphones más resistente y menos afectado por la escasez. Sin embargo, ahora puede constatarse que esa proyección quizás no fue tan certera. 

Posición de Apple en el mercado global de chips

La gigante tecnológica con sede en Cupertino es uno de los mayores compradores de chips del mundo y anualmente marca el ritmo de la cadena de suministro de productos electrónicos. 

Relacionado: Escasez de chips amenaza producción global de celulares y computadoras

Pero incluso con un fuerte poder adquisitivo, Apple está lidiando con las mismas interrupciones de suministro que han causado estragos en las industrias de todo el mundo. Los principales fabricantes de chips, como Qualcomm y TSMC, han advertido que la demanda seguirá superando a la oferta durante el próximo año y posiblemente más allá.