Así trabaja Ericsson para hallar el valor total de la fabricación inteligente

587

Ericsson está preocupado por el uso eficiente de los recursos naturales en la fabricación inteligente, por lo que usa el pensamiento de la economía circular y la conciencia climática para gestionar sus impactos ambientales.

El fabricante sueco explica que la fabricación inteligente aumenta la productividad, el rendimiento, la flexibilidad y la eficiencia, pero también debe permitir un consumo y una producción responsables destinados a hacer más y mejor con menos.

“El uso eficiente de los recursos naturales es importante para nosotros como compañía global, y utilizamos el pensamiento de la economía circular y la conciencia climática para gestionar nuestros impactos ambientales”, dijo Rossella Cardone, jefa de Innovación, Sostenibilidad y Responsabilidad Corporativa de Ericsson Mediterráneo.

Para probar y medir los impactos positivos de la fabricación inteligente, Ericsson ha identificado, analizado y desplegado casos de uso relevantes dentro del proceso de fabricación en sus propias fábricas.

Por ejemplo, el sitio de fabricación de Ericsson Tallinn estableció un programa de transformación digital para mejorar la eficiencia operativa, la salud y seguridad en el lugar de trabajo y la cooperación con la Unidad de Diseño de Producto para asegurar la integración del diseño con el proceso de fabricación.

Para ello, los expertos técnicos de Ericsson identificaron casos de uso dentro del proceso de fabricación para abordar desafíos, necesidades e ideas relevantes, los cuales se evaluaron y agruparon mediante tecnologías y requisitos habilitantes (LTE, 5G, Internet de las cosas, aprendizaje automático y Realidad Aumentada, por ejemplo).

Estas tecnologías permitieron que las nuevas ideas se convirtieran en casos de uso reales para impulsar el negocio, la sostenibilidad y la integración entre fabricantes, proveedores y clientes.

El segundo paso fue crear un enfoque general para abordar la complejidad de la tecnología, la fabricación y el análisis de impacto de la sostenibilidad.

Ericsson usó un tablero interactivo para estructurar flujos complejos e interdependencias para evaluar todos los casos de uso identificados en relación con diferentes categorías de sostenibilidad dentro del medio ambiente, seguridad para los trabajadores, crecimiento de la economía y áreas de empleo.

Junto con expertos en sostenibilidad, fabricación y técnicos, Ericsson realizó un análisis cualitativo para estimar los porcentajes de mejora. Luego, esas estimaciones se utilizaron para respaldar decisiones adicionales en la transformación digital de la fábrica.

Cardone explicó que los pronósticos iniciales no siempre son perfectos, pero ayudan a comprender lo que se quiere lograr desde el comienzo de la innovación y se puede emplear para tomar decisiones en cada paso adicional.

También señaló que Ericsson siempre pronostica el valor esperado desde perspectivas técnicas, de calidad y otras relevantes.

En el caso de la fábrica Ericsson Tallinn, los pronósticos le permitieron llegar a una comprensión más profunda de los beneficios cuantitativos y cualitativos de la fabricación inteligente.

Para abordar la mayoría de los puntos críticos y ganar valor en las operaciones de la planta, la base de conectividad debe ser lo más robusta, confiable y segura posible.

El rendimiento de la tecnología celular (LTE) tiene la capacidad de dar transparencia y control a todos los activos conectados al admitir una mayor densidad de dispositivos y una transmisión de datos más rápida y segura.

Pero 5G también “muestra una gran promesa como una infraestructura única tan poderosa que puede atender casos de uso de automatización industrial, críticos e inmensos”, apuntó Cardone.

La siguiente etapa en el análisis de Ericsson incluye confirmar o refinar las estimaciones con cifras reales, aprovechar los resultados piloto y obtener mediciones de despliegue completo.