Estados Unidos es uno de los principales mercados 5G a nivel mundial. Desde 2018, los operadores de telecomunicaciones iniciaron con el desarrollo de los sistemas fijos, para que en abril de 2019 el país pudiera lanzar la red 5G con ofertas para uso en smartphones y beneficiar a los usuarios con velocidades extremadamente rápidas.

Los principales operadores estadounidenses AT&T, Verizon y T-Mobile continúan trabajando en la construcción de redes 5G a nivel nacional, lo que les llevará algunos años más. Además, cada uno de ellos tiene una ruta de despliegue diferente, por lo que la experiencia 5G es distinta en cada caso.

Los operadores han tenido que lanzar servicios 5G utilizando ondas milimétricas mmWave o espectro de banda alta, pues, a diferencia de otros países, el espectro de 3.5 GHz está ocupado por el momento con otros servicios. Mientras se espera la disponibilidad en las bandas medias, algunos operadores combinan el espectro milimétrico con el que poseen en LTE, lo que hace que la experiencia 5G difiera mucho entre las compañías.

Avance 5G por operador

 LanzamientoCoberturaAlcanceEspectro
AT&Tdic-18355 mercados179 millones de personasmmWave (28 y 39 GHz) y 850 MHz
T-Mobiledic-185000 ciudades o pueblos225 millones de personas600 MHz, mmWave (28 y 39 GHz) y 2.5 GHz (frecuencia de Sprint)
Verizonoct-1835 ciudadesS/DmmWace (28 y 39 GHz)
Los datos de cobertura y alcance están a junio de 2020
S/D: Sin Datos

.

AT&T

Si bien AT&T ha tenido que iniciar el despliegue de su red 5G en mmWave, tiene la mira puesta en construir su red de quinta generación con células pequeñas para poder desplegar el servicio en bandas de espectro más abundantes. Por el momento, el servicio se lleva en su red LTE.

Antes de terminar 2018, AT&T comenzó a ofrecer su servicio de quinta generación en 12 ciudades: Atlanta, Charlotte, Dallas, Houston, Indianápolis, Jacksonville, Louisville, Nueva Orleans, Oklahoma City, Raleigh, San Antonio y Waco, brindando servicio de forma gratuita durante 90 días y limitado a clientes comerciales.

El servicio utilizó el punto de acceso móvil Netgear Nighthawk 5G para conectarse a la red y poder brindar servicio a empresas y consumidores. Al presentar AT&T 5G, se anunciaron dos variantes de red: 5G y 5G+. El primero ofrece amplias áreas de cobertura para consumidores y empresas sobre 5G de banda baja, ideal para clientes móviles que buscan rendimiento mientras viajan.

La segunda variante ofrece velocidad y capacidad adicional sobre 5G de banda alta, atendiendo áreas de alto tráfico y lugares concurridos, disponible para empresas y colaboradores que buscan desbloquear capacidades de rendimiento significativo de 5G+.

El operador arrancó 2019 sumando otras siete ciudades: Orlando, Las Vegas, Nashville, Los Ángeles, San Diego, San Francisco y San José. Aquí la red fue activada para empresas y consumidores. Posteriormente avanzaría en Minneapolis y Chicago, para continuar en el estadio AT&T en Arlington, ofreciéndole al espectador mejores oportunidades de participación con experiencia en Realidad Virtual.

El operador contaba con tres dispositivos móviles 5G, uno de ellos el Samsung Galaxy S10 5G. En marzo, su servicio de quinta generación registró una velocidad máxima de descarga de datos de 1 Gbps. A mitad de ese año, desplegó su servicio en Las Vegas, aunque sólo para clientes empresariales.

En noviembre firmó un acuerdo con Microsoft para integrar un área dirigida a habilitar nuevas soluciones de computación 5G en la nube de Microsoft Azure, con el objetivo de impulsar las capacidades empresariales de todo el mundo. Ambas compañías promoverán la tecnología Network Edge Compute (NEC), que entrelaza los servicios en la nube de Microsoft Azure en las ubicaciones de borde de AT&T para sus clientes. Microsoft y AT&T realizaron la primera sesión de navegación de ondas milimétricas 5G en un dispositivo comercial 5G para el sector salud, fabricación y entretenimiento.

Después de encender la red 5G en ondas milimétricas para desarrolladores y usuarios comerciales, AT&T se preparaba para los consumidores finales, con la preventa de un dispositivo 5G, el Samsung Galaxy Note 10 +5G, que soporta la banda baja del operador.

En 2020, la compañía desplegó su red 5G de banda baja en 137 nuevos mercados de Estados Unidos, con lo que cubre 179 millones de clientes. En junio de este año, su red 5G estaba presente en 355 mercados del país, algunos de ellos se habilitaron con tecnología de intercambio dinámico de espectro (DSS), el cual permite al operador compartir el mismo canal entre los usuarios 4G y 5G simultáneamente, según la demanda y necesidades del cliente.

Los mercados con cobertura 5G incluyen a Alabama, Alaska, Arkansas, California, Colorado, Connecticut, Delaware, Florida, Georgia, Idaho, Illinois, Indiana, Kansas, Kentucky, Luisiana, Maine, Maryland, Michigan, Mississippi, Missouri, Nevada, Nuevo México, Nueva York, Carolina del Norte, Ohio, Oregon, Pennsylvania, Rhode Island, Carolina del Sur, Tennessee, Texas, Utah, Virginia, Washington, Virginia Occidental, Wisconsin, Boston, Bridgeport, Búfalo y Louisville, Indianápolis, Pittsburgh, Providence, Rochester y San Diego.

En el mismo mes de junio, el operador firmó una colaboración con Open RAN Policy Coalition, para promover una arquitectura 5G abierta e interoperable. Además, ayudado por Nokia, AT&T realizó una prueba en vivo del controlador inteligente de RAN (RIC) dentro de la red 5G, en la ciudad de Nueva York. Las compañías ejecutaron una serie de aplicaciones externas en las ondas milimétricas del operador, utilizando una plataforma Open Cloud basada en Akraino.

Esto mejoró la eficiencia del espectro, con una personalización geográfica basada en casos de uso e incorporando funciones. El desarrollo de RIC para las redes comerciales 5G contribuirá con mayores capacidades de optimización de red a través de la automatización de circuito cerrado. AT&T y Nokia seguirán colaborando en el desarrollo de una plataforma que acelere la creación de software de código abierto para el 5G RAN.

Antes de terminar el mes, los clientes de Puerto Rico también se beneficiaron de la red 5G de AT&T en las regiones de Aguadilla, Aibonito, San José, Arecibo, Mayagüez, Ponce y Rincón, cubriendo un total de 58 municipios de la Isla. La compañía planea continuar con el despliegue de la red durante julio para cubrir todos los municipios, incluidos Vieques y Culebra.

Por su parte, 5G+ está presente en áreas específicas de Phoenix, Los Ángeles, Menlo Park, Oakland, Redwood City, San Bruno, San Diego, San Francisco, San José, West Hollywood, Jacksonville, Miami, Miami Gardens, Orlando, Atlanta, Indianápolis, Louisville, New Orleans, Baltimore, Ocean City, Detroit, Charlotte, Raleigh, Las Vegas, New York, Cleveland, Oklahoma, King of Prussia, Filadelfia, Nashville, Austin, Dallas, Houston, San Antonio y Waco.

El servicio 5G+ ya alcanza velocidades máximas de descarga de 2 Gbps, siendo los primeros beneficiados las empresas, universidades, hospitales y centros deportivos seleccionados. Incluso, desde el año pasado, la compañía anunció su asociación con Rush System for Health para hospitales con capacidad 5G en Chicago, utilizado para varias pruebas médicas.

La compañía ha lanzado una variedad de dispositivos 5G, todos conectados a una red receptiva que reacciona casi en tiempo real. Cuenta con la serie Samsung Galaxy S20, que incluye el S20+ y S20+ 5G, siendo los primeros smartphones 5G capaces de aprovechar señales sub-6 GHz y milimétricas de 5G. El operador continuará desplegando cobertura en áreas más amplias, preparando el terreno para vehículos autónomos, Realidad Aumentada, servicios cloud y más.

T-Mobile

En esta competencia por el 5G, T-Mobile ha optado por brindar un servicio más confiable y con más áreas de cobertura. En 2018, anunció la construcción de su red 5G en la banda baja de 600 MHz e inició con la construcción en el espectro de onda milimétrica. Su propósito era desplegar 25 mil celdas pequeñas para iluminar LAA (Acceso Asistido con Licencia), tecnología que agrega capacidad y velocidad adicionales.

La estrategia del operador se basa en el multiespectro: mientras que otras compañías inalámbricas deben sacar a los clientes de sus redes LTE para construir la de quinta generación, T-Mobile construyó 5G en ondas abiertas, convirtiéndose en el único operador inalámbrico con múltiples bandas de espectro.

El espectro múltiple le permite brindar cobertura nacional y confiabilidad de banda baja, capacidad y velocidad de banda ancha móvil consistente con espectro de banda media y puntos de conexión de gigabits en áreas urbanas y en campus con onda milimétrica.

A mediados de 2019, la compañía llevó su 5G móvil a seis ciudades: Atlanta, Cleveland, Dallas, Las Vegas, Los Ángeles y Nueva York. Para diciembre, anunció el lanzamiento de su red 5G con alcance nacional, beneficiando a más de 200 millones de personas y cubriendo 5 mil ciudades o pueblos, lo que representa el 60 por ciento de la población a nivel nacional.

Debido a que usa un espectro de banda baja, no necesariamente será más rápido que LTE, pero puede ofrecer un pequeño aumento de velocidad con la tecnología mmWave, que incluye 39 GHz para algunas ciudades, más 28 GHz de banda media para otras.

A diferencia de sus competidores, la red 5G de T-Mobile cubría la mayor parte del país, incluso algunas áreas rurales, por lo que no dudó en sostener que su servicio 5G atravesaba paredes, pues está disponible en interiores, a un precio accesible en planes prepago y pospago. Tal era el caso de su primer paquete 5G con su marca de prepago Metro y la venta de sus equipos OnePlus 7T Pro 5G McLaren y el Samsung Galaxy Note10+ 5G.

Para 2020, T-Mobile solicitó a la Comisión Federal de Comunicaciones (FCC, por sus siglas en inglés) una licencia para probar 5G New Radio (NR) en toda la banda de 600 MHz. Su objetivo era probar la tecnología 5G en anchos de banda más amplios y en áreas densamente pobladas, con el fin de mejorar sus servicios.

La red 5G de T-Mobile está presente en ciudades como Washington, Oregón, San Francisco, San Diego, Arizona, Montana, Idaho, Nevada, Wyoming, Colorado, Utah, Nuevo México, Dakota del Norte, Dakota del Sur, Nebraska, Oklahoma, Houston, Kansas, Minnesota, Iowa, Missouri, Arkansas, Mississippi, Alabama, Luisiana, Florida, Georgia, Tennessee, Kentucky, Carolina del Norte, Carolina del Sur, Virginia, Texas, Indiana, Ohio, Illinois, Chicago, Michigan, Wisconsin, Virginia Occidental, Maine, Filadelfia, Pennsylvania, Maryland y Rhode Island.

En abril de este año, tras fusionarse con Sprint, comenzó la combinación de sus espectros para avanzar en la expansión del 5G estadounidense, aprovecharon el potencial de las bandas bajas y ondas milimétricas de T-Mobile y la banda media (2.5 GHz) de Sprint, con la cual llegaron a partes de Filadelfia y Nueva York, siendo el primer lugar del país que experimentó la conjugación de las tres bandas de espectro.

En mayo, T-Mobile utilizó tecnología de Cisco, Ericsson, MediaTek, Nokia, Qualcomm y OnePlus para realizar pruebas en la arquitectura independiente (SA) de 5G. A través de módems comerciales de los proveedores (excepto OnePlus), llevó a cabo una llamada de voz 5G SA, completó una llamada VoNR en banda baja, logró la transmisión de un video en una nueva llamada de radio con alta calidad, así como varias pruebas de 5G SA utilizando smartphones OnePlus.

Estos hitos preparan el camino para lanzar su red 5G independiente, permitiendo un aumento en cobertura y la habilitación de aplicaciones con velocidades ultrarrápidas.

También en mayo, el operador lanzó 5GforAll, una plataforma de innovación para la construcción de un ecosistema diverso de productos y servicios 5G. T-Mobile impulsará este ecosistema apoyado por iniciativas para identificar, fomentar y apoyar a los innovadores en todas las industrias, comenzando con el 5G Open Innovation Lab y T-Mobile Accelerator.

El primero es un Laboratorio de innovación abierta 5G, en colaboración con Intel, la NASA, Amazon Web Services y Google. El 5G Open Innovation Lab reunirá a desarrolladores, empresas, academia e instituciones gubernamentales. Además, se centrará en las aplicaciones emergentes para la informática de punta, la Inteligencia Artificial (IA) y desarrollará aplicaciones y servicios para liberar el potencial de las redes 5G.

En tanto, T-Mobile Accelerator se enfocará en IA, drones, robótica, vehículos autónomos y más. El programa reúne a compañías y líderes innovadores para desarrollar y comercializar nuevas aplicaciones y soluciones para 5G.

Reafirmando su compromiso con el gobierno, el operador presentó su servicio Connecting Heroes, mismo que brindará conexión 5G gratuita a agencias de primeros auxilios, departamentos de policía, bomberos y servicio de correo en Estados Unidos.

Y también se comprometió a conectar con 5G al 99 por ciento de la población nacional en los siguientes seis años. Por el momento, su red 5G ya alcanza a 225 millones de personas en diferentes ciudades.

T-Mobile busca acelerar el despliegue de su red 5G, por ello, en junio, alquiló frecuencias en la banda de 600 MHz, mediante la firma de acuerdos de arrendamiento con Channel 51 License Company y LB License. Con el espectro arrendado, el operador tendrá entre 55.2 y 66 MHz por debajo de 1 GHz en 180 condados; en otros 24 condados acumulará hasta 76 MHz en este rango. Los mercados que engloba el primer contrato incluye a Houston, Chicago, Los Ángeles, Nueva Orleans y Boston; mientras que en Saint Louis, Salt Lake City, Atlanta, San Francisco, Tampa, Columbus, Minneapolis, Seattle, Philadelphia, Baltimore, Dallas y Phoenix lo hará por el segundo contrato.

Además, T-Mobile negociará con Dish un acuerdo    para tener acceso a otras frecuencias adicionales en el espectro de 600 MHz, como parte de los términos a los que se comprometió con la fusión de Sprint.

Verizon

Buscando ser la primera compañía en proporcionar 5G a sus clientes, Verizon inició la oferta en octubre de 2018 de la red 5G fija-estándar, disponible en sectores de Houston, Indianápolis, Los Ángeles, Sacramento y Nueva York, entre otros. Verizon desplegó su red 5G en mmWave (28-39 GHz), en combinación con su red LTE.

En abril de 2019, el operador encendió su red 5G Ultra Wideband en áreas selectas de Minneapolis y Chicago, señalando que sus clientes eran “los primeros en el mundo en tener el poder 5G en sus manos” en un smartphone compatible, a través del módem 5G para el Moto Z3, que podía recibir velocidades de descarga de 450 Mbps, con picos de hasta 1 Gbps y latencia de menos de 30 milisegundos.

En Chicago, la cobertura 5G se concentró en West Loop y South Loop, alrededor de puntos de referencia como Union Station, Willis Tower, el Instituto de Arte de Chicago, Millennium Park y el Teatro de Chicago. En Minneapolis, se encontraba en el centro de la ciudad y alrededor del Estadio US Bank, el Centro de Convenciones y el estadio Target Center.

Mucho se dijo respecto a que Verizon estaba cumpliendo con lo prometido en cuanto a velocidad, pero no con cobertura; incluso algunos usuarios reportaron velocidades 10 veces más rápidas que LTE, pero la cobertura era escasa aun en los lugares identificados con 5G.

Con el fin de terminar estos rumores, Verizon aprovechó para estrenar el Media 5G Studio en Los Ángeles, con el objetivo de producir contenidos inmersivos 5G; lo equipó con tecnología cinematográfica y televisiva, planeando una innovación en video y audio. Durante el mes, continuó ofreciendo 5G en Atlanta, Boston, Charlotte, Cincinnati, Cleveland, Columbus, Dallas, Des Moines, Detroit, Houston, Indianapolis, Kansas City, Little Rock, Memphis, Phoenix, San Diego y Salt Lake City.

En mayo arrancó con la promoción exclusiva del Samsung Galaxy S10 5G por tiempo limitado en Estados Unidos. Logró llevar el 5G a Denver en junio, activando su red de banda ultra ancha 5G en áreas de Highlands, en LoDo y alrededor de Coors Field; en el centro de Artes Escénicas, Sculpture Park y fuera del teatro Paramount; así como en el Capitol Hill y en el Denver Tech Center.

Un mes después, Verizon lo llevó a St. Paul, Minnesota y en áreas elegidas de Providence, con acceso 5G en College Hill, Federal Hill, Mt. Hope, Brown University, Rhode Island School of Design y Providence College. Hasta el momento, tenía habilitados los equipos LG V50 ThinQ 5G, el Moto Z3 y el Z4 combinados con el Moto 5G, y el Samsung Galaxy S10 5G.

Verizon también preparaba el lanzamiento del quinto dispositivo 5G, llamado Inseego Migi M1000, que funciona como punto de acceso para compartir Internet a otros aparatos con capacidad de Wi-Fi, proporcionando gran ancho de banda y altos niveles de velocidad necesarios para descargar video, Realidad Virtual, Realidad Aumentada e Internet de las cosas industrial.

Este equipo funciona como herramienta para la telemedicina y permite la interacción en tiempo real entre equipo especializado y pacientes durante consultas remotas o sesiones de terapia física, apoyada de audífonos y guantes que funcionan con Realidad Virtual.

Para agosto de 2019, se sumaron Atlanta, Washington, Indianápolis y Detroit a la cobertura 5G. Aunque la disponibilidad del servicio era limitada, el operador planeaba seguir extendiéndose, y a final del mes se sumaron a la lista áreas de Greater Phoenix, Arizona. En Washington, los lugares beneficiados fueron Foggy Bottom, Dupont Circle, Droit Park, NOMA, Gallery Place y Downtown, alrededor de la Galería Nacional de Arte y la Casa Blanca.

En septiembre, el operador logró expandir su red 5G Ultra Wideband a 13 estadios de la NFL, el Bank of America Stadium, Empower Field at Mile High, CenturyLink Field, Ford Field, Gillette Stadium, Hard Rock Stadium, Lucas Oil Stadium, MetLife Stadium, M&T Bank Stadium, NRG Stadium, Soldier Field y US Bank Stadium. Lo único que el cliente necesitaba era un smartphone compatible con 5G.

En Nueva York, se hizo presente en tres distritos de la ciudad, incluidas áreas de la zona alta y centro de Manhattan, Brooklyn, Bronx y Queens; además, en puntos de referencia como Bryant Park, la Catedral de San Patricio, el Madison Square Garden, Trinity Park, Lincoln Tunnel y el Theatre District en Broadway.

La red 5G del operador se extendió a la ciudad de Panamá, en el Forest Park y en el Lower Grand Lagoon. En Boise, los vecindarios beneficiados fueron Downtown Boise, West Boise, West End, Meridian, Boise Junction, el Capitolio del Estado de Idaho, el Centro Médico St. Luke’s Boise, el Parque Fort Boise, Capital City Event Center y Boise Towne Square.

El objetivo de Verizon era “proporcionar cobertura de red 5G a más del 50 por ciento de Estados Unidos para fines de 2020”, aunque todavía no contaba con un mapa de cobertura para que los clientes pudieran obtener velocidades de onda milimétrica (mmWave).

Antes de concluir 2019, la red 5G Ultra Wideband se encontraba en 31 ciudades y estadios, también se hacía presente en Cleveland, Columbus, Ohio, Hampton Roads y Virginia. En Hampton Roads, el servicio inició en partes de Virginia Beach Oceanfront, Downtown Norfolk, Newport News, Old Dominion University, Hampton, Chesapeake y en puntos como The Boardwalk, Virginia Beach Hilltop Shopping Center, Scope Coliseo, SB Ballard Stadium, Crossways Shopping Center, Peninsula Town Center y Hampton Coliseum.

En Columbus, su disponibilidad llegó al centro, la Universidad Estatal de Ohio, Easton, Polaris y el Centro Lewis. En el Aeropuerto Internacional John Glenn Columbus cubrió partes del área principal de venta de boletos.

En enero de 2020, la compañía logró una sociedad con la organización de deportes electrónicos Dignitas, para lanzar la primera instalación de entrenamiento para eSports con 5G en Estados Unidos, al cual llamó Verizon 5G Gaming Center, ubicado en Los Ángeles. El equipo seleccionado compite en la League Championship Series. El operador busca identificar y desarrollar nuevas formas en que su red 5G pueda mejorar el rendimiento de los jugadores.

Verizon se asoció en febrero con Samsung, Motorola y Qualcomm, logrando alcanzar velocidades de 4.2 Gbps en su red 5G, mediante la combinación de ocho canales separados de espectro mmWave, en un teléfono Motorola que funciona con la plataforma móvil Qualcomm Snapdragon 865. La prueba agregó 800 MHz de espectro de banda de 28 GHz utilizando la Unidad de Acceso 5G NR 28 GHz de Samsung Network, misma que Verizon ha implementado comercialmente.

El 28 de mayo, el operador lanzó su red 5G en San Diego y creó un laboratorio virtual que fungirá como una incubadora para el desarrollo de aplicaciones 5G en el país. Es un espacio para que empresas, agencias gubernamentales y consumidores puedan participar en conferencias virtuales, demostraciones tecnológicas y sesiones para el diseño de ideas. Este laboratorio se suma a los siete laboratorios 5G físicos que ha construido en Estados Unidos y Reino Unido.

Un mes después, firmó un acuerdo por tres años con la liga profesional de deportes electrónicos League of Legends (LCS), de Riot Games, para ser proveedor oficial de la liga para servicios de red 5G. Además, Verizon sumó las pruebas de tecnología de intercambio dinámico de espectro (DSS, por sus siglas en inglés) utilizando espectro de bandas bajas en Texas y Minnesota.

Las pruebas mostraron una sesión de datos con servicios LTE y 5G NR que se ejecutaron simultáneamente. Para ellas, trabajó con Ericsson y Nokia en la banda de 850 MHz, aunque es posible que en otras zonas use espectro PCS y AWS.

Experiencia de usuario

Desde el lanzamiento de 5G en Estados Unidos, Opensignal se ha encargado de analizar la experiencia de los usuarios de smartphones 5G en el país. Las implementaciones de 5G han mostrado un desempeño diferente de la red según el espectro utilizado por cada operador. La consultora premió a los operadores en tres categorías 5G, una de ellas es la velocidad de descarga, es decir, la velocidad promedio experimentada por los usuarios en la red del operador.

La segunda categoría es la disponibilidad, que hace referencia al tiempo que los usuarios con dispositivos compatibles pasan conectados a 5G. Por último, evalúa la descarga de velocidad que experimentan diferentes usuarios con dispositivo y plan 5G a través de las redes de un operador.

En el país, los usuarios experimentan velocidades de descarga promedio 5G entre 494.7 Mbps en Verizon a 49.2 Mbps en T-Mobile, mientras que en AT&T las velocidades son ligeramente más rápidas a 60.8 Mbps. La gran diferencia se debe a los diferentes tipos de espectro inalámbrico que usa cada operador. Verizon resultó ganador del premio 5G Download Speed, por velocidades 10 veces más rápidas que las de los otros competidores.

El premio 5G Availability se lo llevó T-Mobile, ya que sus usuarios se conectan en promedio a un servicio 5G el 22.5 por ciento de tiempo. AT&T sólo obtuvo un 10.3 por ciento y los de Verizon 0.4 por ciento; cuando este último ofrezca 5G en la banda media u otro espectro de frecuencia más baja, estos porcentajes mejorarán.

AT&T y Verizon se llevaron el premio Download Speed ​​Experience, con una velocidad combinada de 42.6 Mbps y 41.0 Mbps, respectivamente. El premio representa la experiencia completa de velocidad de descarga promedio de los usuarios de 5G.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here