Batalla legal contra Samsung podría afectar ingresos operativos de Ericsson

Ericsson inició una demanda contra Samsung después de que no llegaran a ningún acuerdo respecto a las licencias de patentes.

302

Ericsson acusó a Samsung de violar los compromisos contractuales de negociar de buena fe y otorgar licencias de patentes en términos justos, razonables y no discriminatorios (FRAND, por sus siglas en inglés), por lo que presentó una demanda ante el Tribunal de Distrito de Estados Unidos para el Distrito Este de Texas.

El caso se centra en el incumplimiento de las obligaciones de FRAND por parte de Samsung, pero también busca un fallo judicial que asegure que la compañía sueca ha cumplido con sus propios compromisos.

El sistema FRAND forma parte de un ecosistema que ha permitido escalar la conectividad celular global a 8 mil millones de conexiones interoperables, permitiendo el acceso a la propiedad intelectual, desarrollada por colaboradores, bajo estándares móviles mundiales y en sus términos y condiciones. Además, recompensa a los contribuyentes por su inversión en investigación y desarrollo (I+D).

La preocupación de Ericsson radica en que un retraso en los pagos de regalías de periodos sin licencia y los costos de litigio, sumados a las condiciones geopolíticas que están afectando la venta de teléfonos, y el cambio de dispositivos 4G a 5G reduzcan su beneficio operativo en mil millones de coronas suecas a partir del primer trimestre de 2021.

Varias negociaciones de renovación de licencias retrasan el pago de regalías de propiedad intelectual, si no se llega a nuevos acuerdos cuando expiren las licencias existentes, por lo que se espera poder recuperar las licencias impagadas, señaló Ericsson.