La compañía de soluciones de movilidad, Bosch, arrancó la implementación de tecnología 5G en su fábrica en la ciudad de Reutlingen, Alemania, lugar donde se ubican las oficinas centrales de la compañía.

La empresa alemana ahora está comenzando pruebas de compatibilidad y mediciones de canales para configurar la red 5G. La fábrica de Reutlingen se centra en la fabricación de obleas o láminas para microcircuitos.

“La transmisión de datos rápida, confiable y segura es la base de la Industria 4.0. Combinarlo con 5G nos permitirá incrementar y mejorar la producción en fábrica”, señaló el Director de Comunicación y Digital de Bosch, Dr. Michael Bolle.

La producción de semiconductores es extremadamente compleja y sensible. Estas obleas microscópicas se someten a más de mil pruebas antes de terminar en una amplia gama de productos, que van desde bolsas de aire hasta teléfonos inteligentes y bicicletas eléctricas. 

“En un entorno de fábrica, las ondas electromagnéticas pueden ser una fuente de interferencia, por lo que estamos probando el impacto que tiene 5G en la producción”, dice Andreas Müller, quien trabaja para Bosch como investigador y es el presidente de la Alianza 5G internacional para Industrias Conectadas y Automatización (5G-ACIA).

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here