El Ministerio de Salud de Brasil publicó una ordenanza que regula, de manera excepcional y temporal, las acciones de telemedicina, con el objetivo de poner en práctica medidas para hacer frente a la emergencia de salud pública resultante de la epidemia de COVID-19. La ordenanza fue publicada en el Diario Oficial de la Unión.

Las acciones de telemedicina de interacción a distancia pueden incluir atención preclínica, asistencia, consulta, monitoreo y diagnóstico, por medio de tecnologías de la información y la comunicación (TIC), dentro del alcance del Sistema Único de Salud (SUS), así como en la salud privada y complementaria.

El servicio debe llevarse a cabo directamente entre médicos y pacientes, a través de TICs que garanticen la integridad, seguridad y confidencialidad de la información. Según el texto, los médicos que participan en acciones de telemedicina deben utilizar este medio de atención para reducir la propagación del COVID-19 y proteger a las personas.

Recomendado: Brasil – Defensa del Consumidor pide calidad de servicios telecom durante pandemia

La atención brindada por el médico al paciente debe contener datos clínicos necesarios para la buena conducta del caso, que se deben completar en cada contacto con el paciente: fecha, hora, tecnología de información y comunicación utilizada para el servicio, y número del Consejo Regional Profesional y su unidad federativa. Los médicos pueden, dentro del alcance de la atención de telemedicina, emitir certificados médicos o recetas electrónicamente.

La emisión de recetas y certificados médicos a distancia será válida electrónicamente, mediante: uso de firma electrónica, certificados y claves emitidos por la Infraestructura de Clave Pública de Brasil (ICP-Brasil).

En el caso de una medida de aislamiento determinada por un médico, dependerá del paciente enviar o comunicar al médico: formulario de consentimiento libre que contiene la lista de personas que residen en la misma dirección.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here