Operador británico prueba comunicaciones de seguridad cuántica para 5G

363

El operador británico BT se unió con la empresa emergente de Cambridge de alta tecnología –Nu-Quantum–, organizaciones de investigación y tecnología (RTO), y socios universitarios, para participar en una primera prueba mundial de comunicaciones de seguridad cuántica de extremo a extremo para 5G y coches conectados.

La prueba llamada AIRQKD utiliza esencialmente tecnología QKD, que se trata de una distribución de claves cuánticas, para compartir claves de cifrado entre ubicaciones utilizando un flujo de fotones individuales, considerada una técnica imposible de piratear.

BT informó que la prueba utilizará 7.7 millones de libras esterlinas en fondos del Quantum Technologies Challenge, liderado por UK Research and Innovation.

El operador asegura que será el primero en combinar QKD sobre fibra fija y redes de espacio libre (conexiones láser punto a punto entre sitios celulares), con chips de seguridad mejorados cuánticamente en dispositivos móviles.

Estas tecnologías se utilizarán para ofrecer un enlace ultraseguro entre las torres 5G conectadas y los dispositivos móviles, así como para los automóviles conectados.

BT cree que la medida abrirá el camino para el desarrollo de una amplia gama de casos de uso de seguridad cuántica en los que requiere una alta seguridad de la transferencia de datos.

AIRQKD es un proyecto financiado por Innovate UK e involucra a BT, Lexden Technologies, OLC, Duality, Bristol University, Fraunhofer Center for Applied Photonics, Strathclyde University, Warwick University Manufacturing Group, Bay Photonics, Heriot Watt University, Angoka, ArQit, Nu Quantum, el Laboratorio Nacional de Física, CSA Catapult y la Universidad de Edimburgo.

“El Reino Unido se ha establecido firmemente como líder mundial en seguridad de redes cuánticas. Con la prueba AIRQKD, estamos encantados de llevar esto al siguiente nivel y de combinar múltiples tecnologías cuánticas de innovadoras empresas emergentes del Reino Unido para construir el enlace de comunicaciones fijo-móvil más seguro del mundo. Los automóviles conectados son sólo una de las posibles aplicaciones que se beneficiarán de esta conectividad ultrasegura en el futuro”, comentó el profesor Andrew Lord, director de Investigación de Redes Ópticas de BT.