Los primeros días de febrero, Tigo El Salvador encendió la red LTE Advanced, también conocida como 4.5G, y anunció una inversión de 130 millones de dólares para expandir la nueva tecnología a las principales zonas del país. DPL News entrevistó al CEO de la compañía, Edgard Grande, quién explicó las primeras repercusiones de este salto tecnológico.

DPL News: ¿En qué se basó la inversión en 4.5G?

Edgard Grande: Después de seis años se liberó espectro en el país en AWS, lo cual nos permitió poder ampliar esta autopista digital. La licitación de espectro fue en diciembre, y en enero adquirimos las frecuencias. Con ello, hicimos el lanzamiento donde comunicamos el despliegue de una nueva red anclada sobre nuevo espectro, lo cual trae velocidades de como mínimo 10 veces más rápido que lo que actualmente tenemos en la red LTE, ya que brinda velocidades de 300/400 Mbps y hasta 700 Mbps en algunos casos. Evidentemente, todo va a estar vinculado con los dispositivos que soportarán esta tecnología.

La inversión tiene tres componentes: primero vamos a ampliar la cobertura móvil, vamos a llevar la cobertura a sitios donde no haya. Por un lado, vamos a ampliar nuestra huella de cobertura LTE: vamos a pasar de 72 a 86 por ciento de cobertura. Y, por el otro, vamos a ampliar la cobertura de 3G para llegar al 92 por ciento de la población. Sobre la ampliación de espectro que tuvimos, donde montamos la tecnología 4.5G, queremos que llegue a un 63 por ciento de la población.

Dada la importancia que tiene la transformación digital de El Salvador, firmamos un convenio con Siget, el ministerio del Medio Ambiente y alcaldías, entre otros, para que el desarrollo de toda esta red sea un elemento de Agenda País, y para que de alguna forma se nos habilite en tiempo récord, y así El Salvador pueda tener la conectividad que se merece y que otros aspectos sociales y económicos se mejoren.

DPL News: A un mes del lanzamiento de 4.5G, ¿cómo se va extendiendo la nueva tecnología?

Edgard Grande: Ya tenemos cobertura 4.5G en algunas zonas de la capital de El Salvador, en La Libertad, en San Miguel y Santa Ana. La recepción de la población fue muy positiva, y ya había generado expectativa. Algo muy valioso fue que la conversación con los usuarios se ha transformado, ahora nos preguntan “cuándo viene la nueva red a mi comunidad, cuándo voy a estar conectado”, porque ya hay casos de uso como negocios pequeños que ahora se apalancan mucho de la conectividad para su desarrollo.

Sabemos que, con la conectividad y la economía del conocimiento, las conexiones permiten romper barreras geográficas. Por ejemplo, muchos casos de amas de casas que ahora venden sus productos a través de pedidos online vía WhatsApp.

La tecnología es habilitadora de negocios. Muchas empresas la usan para toma de pedido, monitoreo, ventas, ya que la tecnología 4.5G y la baja latencia nos permite una seguridad en viaje de los datos y una velocidad mayor. Ambos elementos son un factor diferenciador en los procesos del desarrollo.

DPL News: ¿El encendido de 4.5G es la antesala al 5G?

Edgard Grande: Sí. Todavía en el mundo se están llevando a cabo conversaciones del estándar sobre el cual 5G va a correr y, por otro lado, cuáles van a ser los casos de uso, no sólo de las aplicaciones de ciertas industrias, sino también los casos comerciales. A nivel mundial, la penetración de 4G todavía sigue siendo baja; como industria tenemos un reto importante en acelerar la adopción de 4G, particularmente en nuestra región. Con tecnología 4.5G ya se pueden ir habilitando nuevas posibilidades de uso, para que las poblaciones y la región se estén preparando para lo que significa tener una hiperconectividad con 5G. Ese es el elemento fundamental, porque con 4.5G en una de las localidades logramos alcanzar velocidades de hasta 700 Mbps, esto abre muchas posibilidades para la industria. Por ejemplo, con esta tecnología cajeros automáticos se conectan con un chip y no es necesario que estén con fibra.

DPL News: ¿Cómo se completa la estrategia digital de Tigo El Salvador?

Edgard Grande: Tenemos un compromiso de inversión con el desarrollo digital del país. Nuestro propósito es construir autopistas digitales para conectar personas y comunidades. En esta era de la hiperconectividad, estar conectados es un elemento fundamental para el desarrollo económico y social de los países.

Nuestros pilares de sostenibilidad son un elemento fundamental en todo lo que tenemos. Por un lado, llevamos a cabo un programa que se llama Conectadas, que tiene que ver con el empoderamiento de hombres y mujeres. En el 2019 capacitamos 60 mil mujeres, y al cierre del 2020 vamos a llegar a 100 mil. Con esto lo que buscamos es que esté equiparado 50-50 el empoderamiento digital de la población. Y eso tiene mucho significado en El Salvador, porque aquí en siete de cada 10 hogares las mujeres son cabeza de hogar, y de donde depende la economía familiar, entonces tener habilidades digitales es fundamental.

También educamos a nueve mil niños, maestros y padres en 18 escuelas sobre el uso seguro de Internet. Adicionalmente, educamos para un uso productivo de Internet, dado que actualmente se usa más que nada para entretenimiento o redes sociales. El otro punto es Tigo Comunidades, que a través de voluntariado creamos en algunas comunidades polos de desarrollo de innovación digital.

Todas estas iniciativas van a permitir no sólo tener la conectividad, sino también habilidades para una correcta conectividad.

DPL News: ¿Cuáles son los retos regulatorios que necesita la industria para seguir avanzando en el cierre de la brecha digital?

Edgard Grande: Primero es necesario tener una política de espectro bien definida, y eso está articulado con la velocidad de adopción tecnológica que se tiene que dar. La escasez de espectro es contraproducente, pero también poner el espectro a disposición antes de que se vayan dando los avances tecnológicos tampoco sería productivo.  

Segundo, es necesario una política de adopción digital y de facilitación a la inversión y a la operatividad de despliegue tecnológico, para que de alguna forma la industria podamos llevar cobertura y altas velocidades a más poblaciones. Todavía existen muchos mitos con relación a la trasmisión de datos y eso conlleva un factor educacional que las autoridades deben dar sobre lo que significa llevar conexión a las diferentes localidades. Tener una política de promoción de despliegue tecnológico es fundamental.

Tercero, es importante crear mecanismos para asegurar estabilidad jurídica a largo plazo e incentivos a la inversión, porque esta industria es intensiva en capital. La velocidad con la cual la tecnología va avanzando es cada vez más rápida y requiere de recursos altos para estar haciendo los despliegues tecnológicos. Entonces ver a la industria como un promotor en el desarrollo social y económico de un país va a ser fundamental para el desarrollo de una agenda digital.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here