China Telecom pierde licencia para ofrecer servicios en EE. UU.

178

La Comisión Federal de Comunicaciones (FCC) puso fin a la capacidad de China Telecom Corporation de proporcionar servicios de telecomunicaciones nacionales, interestatales e internacionales dentro de Estados Unidos. El regulador justificó la medida diciendo que busca salvaguardar la infraestructura de telecomunicaciones de posibles amenazas a la seguridad.

La Orden de revocación y rescisión ordena a China Telecom que suspenda cualquier servicio nacional o internacional que proporcione, dentro de los 60 días posteriores a la publicación de la orden.

Basándose en parte en la recomendación de las agencias del Poder Ejecutivo, la FCC concluyó que China Telecom Americas no pudo refutar las preocupaciones del gobierno sobre su presencia continua en Estados Unidos.

De acuerdo con el análisis del regulador, la empresa “está sujeta a explotación, influencia y control por parte del gobierno chino y es muy probable que se vea obligada a cumplir con las solicitudes del gobierno chino”.

Además, supuestamente, “la propiedad y el control de China Telecom Americas por parte del gobierno chino aumentan significativamente riesgos de seguridad nacional y aplicación de la ley al brindar oportunidades para que China Telecom Americas, sus entidades matrices y el gobierno chino accedan, almacenen, interrumpan y/o desvíen las comunicaciones de EE.UU., lo que a su vez les permite participar en espionaje y otras actividades dañinas contra el país”, según informó el regulador.

Te recomendamos: Jessica Rosenworcel se convertirá en la primera presidenta en la historia de la FCC

También dice que China Telecom violó intencionalmente dos de las cinco disposiciones de la Carta de Garantías de 2007 con las agencias del Poder Ejecutivo, cuyo cumplimiento es una condición expresa de sus autorizaciones internacionales de la sección 214.

La FCC inició el año pasado una investigación que involucraba a cuatro operadores chinos, buscando prohibir sus operaciones en el país. En ese momento China Telecom calificó las afirmaciones del gobierno de “infundadas” y argumentó que la FCC no debería revocar su derecho a operar en Estados Unidos “basándose únicamente en preocupaciones de política exterior en ausencia de evidencia alguna de mala conducta específica”.

Para facilitar el proceso a los usuarios del servicio, la FCC emitirá una guía para el consumidor después de que se publique la Orden que explica esta acción y qué otras opciones los consumidores podrían considerar para los servicios móviles.