El Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE) reveló que las plataformas digitales de entrega a domicilio han sido un fuerte impulsor para la industria de los restaurantes y para la generación de nuevas fuentes de ingresos flexibles para los repartidores.

De acuerdo con el estudio “Las plataformas de entrega a domicilio en la economía mexicana”, realizado por el Laboratorio Nacional de Políticas Públicas del CIDE y la Asociación de Internet MX, el valor agregado o riqueza generada aumentó 23 por ciento inducido por una mayor competitividad de restaurantes gracias a que están experimentando una transformación digital en sus operaciones debido las plataformas digitales de entrega.

Asimismo, reveló que entre 2013 y 2018 el crecimiento de restaurantes fue de 12 por ciento. Ello como consecuencia de un crecimiento del personal ocupado que también tuvo un incremento de 10.22 por ciento, de acuerdo con el citado estudio.

Víctor Carreón, investigador del Laboratorio Nacional de Políticas Públicas del CIDE, destacó que las plataformas de entrega a domicilio han permitido a las personas y restaurantes tener mayores ingresos, además de una fuente de empleo flexible.

“Los restaurantes tuvieron un incremento en el número de unidades económicas, cantidad de empleos, ingresos y valor agregado. Los repartidores tuvieron también un crecimiento exponencial, mayores ingresos en comparación con el resto de los ocupados y mayor flexibilidad que les genera un ingreso importante. Las plataformas son facilitadoras que reúnen diferentes grupos que satisfacen necesidades de forma independiente”, destacó el investigador.

Relacionado | Plataformas digitales amortiguaron caída de ingresos de familias colombianas por Covid-19

Otro de los beneficios a los que se refirió Víctor Carreón, de acuerdo con el estudio que utiliza datos del INEGI y de la industria, es que las plataformas digitales de reparto tuvieron un efecto positivo en la inclusión financiera y la contribución fiscal. 

Comentó que los consumidores finales pagan con tarjetas, mientras que los repartidores reciben sus ingresos en una cuenta bancaria, lo que trae como consecuencia un aumento de la contribución fiscal de los participantes por las retenciones fiscales legales por parte de las plataformas.

Incluso, el estudio del CIDE contempló el beneficio de las plataformas de reparto en el tema de contagios, fallecimientos y hospitalizaciones durante la pandemia de Covid-19. Aseguran que se evitaron entre 400 mil y un millón de contagios gracias a que las plataformas evitaron que las personas acudieran físicamente a recoger sus alimentos y productos. 

Además, los ingresos de los repartidores también crecieron significativamente desde la llegada de las plataformas digitales en 2012, en comparación con sus ingresos cuando éstas no existían.

“Desde la llegada de la primera plataforma de reparto en 2012, el ingreso promedio mensual de los repartidores creció 117 por ciento, comparado con el crecimiento de 25 por ciento del total de ocupados.

Opinión | El IMSS y las plataformas colaborativas

“El ingreso promedio por día de los repartidores, de 186.60 pesos, es mayor al salario mínimo general vigente para 2020, de 123.22 pesos, incluso mayor que el de la Zona Libre de la Frontera Norte que es de 185.56, pesos”, señaló Víctor Carreón.

Gerardo Durand Alcántara, director General Adjunto de Registros Administrativos Económicos del INEGI, señaló que la entrada de plataformas digitales de reparto en 2012 evidencia la marcada evolución del sector terciario. 

“Uno de los principales elementos donde coincidimos con este estudio es cómo las plataformas digitales han contribuido para mitigar los efectos de la pandemia. Las unidades económicas nos dijeron en una encuesta que una de las estrategias es acercarse a Internet para ofrecer productos y servicios de esta manera. 

“Otro elemento de coincidencia es el emprendimiento. Si bien la pandemia ha significado una estrategia para que las unidades económicas se vuelquen a Internet, también ha significado que algunas unidades económicas empiecen a trabajar de esta manera. No sólo Internet como estrategia de sobrevivencia sino empezar negocios operando de esta manera directamente”, señaló el funcionario público.

Gonzalo Rojón, vicepresidente de Investigación de la Asociación de Internet MX, comentó que sin las plataformas digitales, los restaurantes tendrían que adquirir infraestructura de transporte para hacer los repartos. 

“No sólo es la oportunidad para muchas familias de tener un negocio adicional, sino también es una ampliación de mercado. Por ejemplo, las dark kitchen (negocios de alimentos sólo para entregar vía apps) aparecieron gracias a estas plataformas digitales”, comentó.