Tras el anuncio de la brasileña Oi sobre la posible venta de sus operaciones de TV de paga satelital, Claro y Sky han mostrado su interés en comprar dichos activos. Sin embargo, las compañías dicen que es necesario comprender mejor las condiciones que impone el propio operador.

“Cada vez que algo está a la venta en el mercado, echamos un vistazo. Mientras no pagues por mirar, no cuesta nada”, respondió el CEO de Claro Brasil, José Félix, durante un evento promovido por el medio local Teletime.

Oi vende el activo por 20 millones de reales, pero con el costo vinculado a las obligaciones. Se estima que el costo por el derecho a utilizar el satélite SES-6 hasta la finalización del contrato en 2028 es de alrededor de 1.5 mil millones de reales y el modelado proporcionado por Oi aún impone al comprador condiciones no muy claras para brindar programación para la IPTV del operador, en un modelo de participación en los ingresos.

Relacionado: Oi eleva valor de sus activos y considera vender operación de TV de paga

Una barrera estaría en la negociación de contenido. “Quien compra seguirá dando programación, pero ¿será revendedor de programación? ¿Cómo sería? ¿Aceptará Discovery que se redistribuya? Yo también sigo pensando en eso”, declaró el directivo de Claro Brasil.

En el caso del contrato con el operador de satélites SES, argumenta José Félix, hay un vínculo sólo con el distribuidor. “La empresa de satélites es un poco más fácil, me imagino. Porque, preservando sus ingresos, probablemente no tendrá ningún obstáculo”, señaló.

El interés de Sky

El Gerente General de Sky Brasil, Estanislau Bassols, también dijo que la empresa “está mirando” a Oi TV. “El área de fusiones y adquisiciones de AT&T lo está analizando con absoluta atención, es algo que depende de ello”, mencionó.

“No sé si vamos a participar o no”, dijo Bassols y agregó: “vi el borrador (de la propuesta) y me parece que tendrán que mejorar mucho la redacción. Entiendo que sigue con las obligaciones satelitales, los activos satelitales, pero con costos de programación que pueden ser altos por la pequeña escala que aún tienen.

“Si estas condiciones no se convierten en condiciones de mercado, imagino que difícilmente es posible que un jugador ingrese pagando esta cantidad vía satélite, y otras variables que pueden hacer que este acuerdo despegue o no”, explicó.

Además, Bassols aseguró que sería negativo para todo el ecosistema que la operación no se realice. “Creo que es importante tener en cuenta que la opción negociada, sea quien sea, si es Claro, Telefónica, es mejor que no tener nada”.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here