Claro se posiciona como la marca más influyente de su sector

1170

El Comercio

Desde los años noventa, el sector telecomunicaciones en el país ha vivido una expansión relevante. El aporte de esta industria al crecimiento económico y a la conectividad entre los peruanos ha repercutido en el posicionamiento de algunas empresas. Ese ha sido el caso de Claro Perú.

Claro Perú fue reconocida recientemente como la marca más influyente del sector telecomunicaciones peruano, según el ranking “Las marcas más influyentes 2019”, elaborado por Ipsos Perú y Semana Económica. De acuerdo con la empresa, este galardón ha sido producto de un trabajo constante en mejorar la percepción y vínculo con sus clientes. “Monitoreamos de forma permanente el ‘engagement’ de nuestras redes sociales y el ‘feedback’ de nuestros clientes en los puntos de contacto con la marca. Además, detectamos a tiempo las oportunidades en el mercado y somos muy rápidos para ejecutar acciones que nos permitan mejorar el nivel de satisfacción de nuestros clientes”, dice Gustavo Leal, director de Mercadeo de Claro.

Asimismo, para Leal, hoy los consumidores reconocen el trabajo permanente de la compañía por ampliar la cobertura de servicios a fin de llevar conectividad a cada vez más peruanos. “El propósito de Claro es mejorar la vida de los peruanos a través de las telecomunicaciones. Por ello, hemos sido, somos y seremos los líderes en innovación del sector, y estamos comprometidos en evolucionar nuestra propuesta de valor al ritmo del cambio en los hábitos de consumo de nuestros clientes”, explica.

Sector robusto
El respaldo que hoy tiene Claro Perú también está vinculado con la relevancia que han tenido las compañías de telecomunicaciones en el desarrollo del país. El Organismo Supervisor de Inversión Privada en Telecomunicaciones (Osiptel) (1) señala que esta industria representa el 4,8% del PBI peruano. Según el organismo, el dinamismo que ha mostrado el rubro en los últimos años ha permitido que hoy existan más de 40 millones de líneas móviles activas y que más peruanos tengan acceso a este servicio. “Se estima que al 2017 el 97,6% de hogares peruanos cuenta con telefonía móvil y el 75,4% tiene acceso a Internet (fijo o móvil)”, señaló en un comunicado la entidad reguladora.

Este rubro, además, ha impulsado la generación de empleo a nivel nacional. De acuerdo con el Banco Central de Reserva (BCR)(2), a abril de este año, el sector telecomunicaciones tenía 51.000 puestos de trabajo formales. Asimismo, las inversiones efectuadas en este rubro son relevantes, no solo para potenciar la creación de nuevos puestos de trabajo, sino también para mejorar la conectividad en el país. Según estimó el Gobierno (3), este año las inversiones privadas en telecomunicaciones superarían los US$ 1.000 millones.

El reconocimiento entregado a Claro Perú no solo es síntoma de la mejora del avance de la relación entre una importante empresa y sus clientes. Es, además, un reflejo de la contribución de todo un sector en diferentes aspectos de la vida de los peruanos.