Cobertura, penetración y calidad, los tres focos del Plan Nacional de Telecomunicaciones de Paraguay

El proyecto pone algunas metas específicas y un punteo de los temas que deben entrar en evaluación en el corto plazo. Si se cumplen, se desplegará 5G en el país desde 2024.

359

Expansión de la cobertura de los servicios, aumento de las suscripciones y mejora de la calidad, siempre con foco en banda ancha fija y móvil, son los tres objetivos generales que se propone el Plan Nacional de Telecomunicaciones (PNT) 2021-2025 que, tras un proceso de consulta que inició en agosto, fue presentado oficialmente en Paraguay.

El proyecto tiene lugar por la necesidad de “contar con un plan sectorial consensuado, que contenga objetivos concretos, medibles y realistas (para) el beneficio de la economía y la sociedad en conjunto”, dice el documento que habla de la pandemia como un contexto que “intensificó el uso de soluciones de conectividad” en distintos ámbitos.

Reglamentación, control y fomento son los tres medios por los que la Comisión Nacional de Telecomunicaciones (Conatel) prevé cumplir con los retos planteados, algunos de los cuales recogen metas cumplidas parcialmente en el PNT 2016-2020, y la mayoría relacionados con los objetivos de desarrollo sostenible para los componentes de conectividad y economía, y gobierno digital.

Las propuestas específicas para la cobertura de la red fija, entre ellas fibra óptica, se determinarán “cuando se dispongan las informaciones”, dice el texto con algunos casilleros vacíos. En cuanto a la red móvil, se propone pasar del 99.3 al 100 por ciento de la población cubierta con telefonía celular para 2025, año para el que se busca que el 95 por ciento esté alcanzada por redes 4G –hoy 93.1 por ciento.

Más interesante es lo que dice luego, pues se abren las puertas al desarrollo de 5G en el país a partir de 2024. En sintonía con lo que dijo a DPL News el Presidente de la  Comisión Nacional de Telecomunicaciones (Conatel), Juan Carlos Duarte Duré, se prevé que ese año pasen de 0 a 511 las localidades cubiertas con la tecnología. Un año después deberán ser mil 012 localidades –50 por ciento de la población– y mil kilómetros de rutas nacionales.

Las inversión anual en redes y servicios de telecomunicaciones deberá pasar de 81 millones de dólares en 2020 a 200 millones de dólares en 2025, especifica el informe que también habla de iniciativas para favorecer el acceso a servicios a pequeñas y medianas empresas, escuelas y hospitales locales.

También se proyecta que el número de usuarios de banda ancha fija pase de 562 mil a 912 mil, de los cuales prácticamente la mitad (434 mil 500) deberán ser de fibra óptica, y los de banda ancha móvil pasen de 4.2 millones a 5.5 millones en cinco años. También hay indicadores indirectos que mencionan variables como precios y apuntan a mejorar la calidad de los servicios.

Entre las propuestas sobre la mesa, se indica que en el corto plazo se procederá a la evaluación de las bandas identificadas para las telecomunicaciones móviles internacionales (IMT, por sus siglas en inglés) y la revisión del plan nacional de atribución de frecuencias. “En particular, serán priorizadas las bandas de 2500-2690 MHz y 24.25-27.5 GHz, sin dejar de lado otras como las de 450-470 MHz, 1427-1518 MHz y 2300-2400 MHz. Con relación a bandas de frecuencias por encima de 30 GHz, estas serán consideradas en el mediano plazo”, amplió.

El documento menciona que Paraguay tomará pronto una decisión sobre el uso de la banda de 6 GHz, “considerando las tendencias de uso”, y habla de las necesidades de “reducir las barreras de entradas” al sector con mejoras en aspectos tributarios. Además, menciona como opción la aplicación de “medidas asimétricas para proveedores importantes” en conceptos tales como el acceso a espectro o en políticas que corren en materia de interconexión.