Colombia | Se hundió la moción de censura contra Karen Abudinen

56

Portafolio – El Tiempo

La Plenaria de la Cámara no logró los votos suficientes para tomar una decisión sobre la moción de censura a Karen Abudinen, quien renunció este jueves a su cargo como ministra de las TIC.

En consecuencia, según dijo el secretario General de la Cámara, Humberto Mantilla, se cae la moción de censura, pues se obtuvieron 56 votos por el sí y 30 por el no y el número mínimo de votos para tomar una decisión era 86 votos.

Esto generó toda una polémica, pues si bien había 144 representante registrados en la sesión, apenas 86 votaron, lo que generó la indignación de la oposición.

“En medio de la votación de la moción de censura, los congresistas que no asistieron a la sesión presencialmente quieren hacer una jugadita: mostrarse en línea pero no votar, para así no hacer quórum y que la ministra Abudinen no responda políticamente por lo que hizo”, dijo el congresista Inti Asprilla.

Por su parte, el representante Mauricio Toro calificó esta situación como “vergonzosa”.

“Vergonzosa situación. A pesar de tener 56 votos a favor de la moción, y solo 30 votos en contra, la moción no pudo aprobarse porque requiere mayoría especial (mitad más uno de los miembros de la Cámara). Muchos congresistas conectados al llamado de lista, pero no votaron”, manifestó Toro.

Ante esta situación, los sectores de oposición anunciaron que acudirán a la Corte Suprema de Justicia para denunciar lo sucedido, pues consideran que los congresistas que estaban en la sesión y no votaron habrían incurrido en alguna falta.

En respuesta a este anuncio, el representante de ‘la U’ Jorge Eliecer Salazar manifestó que “si bien es obligatorio asistir a la sesión”, los congresistas “podrán abstenerse de votar”.

“El Partido de la ‘la U’ tomó la decisión unánime de no participar en la votación de manera unánime (…) Estamos listos para responder jurídicamente a cualquier llamado que hagan las autoridades competentes”, expresó Salazar.

En un sentido similar se pronunció el Centro Democrático, que emitió un comunicado en el que señala que “ve superflua la votación de la moción de censura de un funcionario público que ya no hace parte del Gobierno”.

Más allá de la polémica por lo sucedido en la votación, Abudinen ya había renunciado a su cargo desde este jueves, luego de los cuestionamientos por el contrato con la Unión Temporal Centros Poblados tras conocerse que esa firma, que había recibido del Mintic un contrato por más de 1 billón de pesos y un anticipo de 70.000 millones, presentó garantías falsas en el proceso.