El Tiempo

La duración de la batería de sus dispositivos puede que sea uno de los mayores dolores de cabeza de millones de personas a la hora de salir de sus casas y no tener espacios para cargarlos. Entonces, hay que andar con el cargador en el bolsillo o con un cargador portátil para no tener problemas. Sin embargo, científicos de la Universidad Nacional de Ciencia y Tecnología de Moscú, crearon un tipo de celular térmicas y dispositivos que transforman el calor en electricidad.

Con esta tecnología creada en Rusia, se podrán crear baterías de dispositivos que se recarguen a través del calor del ambiente, incluido el calo que emana del cuerpo humano. Según explican, esta células producen electricidad a partir de la energía que se produce por la diferencia en la temperatura de algún objeto o ambiente.

De acuerdo con los científicos desarrolladores del producto, aunque ya en la actualidad hay dispositivos de este tipo que pueden efectuar esta transformación, pero que no tienen la suficiente potencia de salida comparado con su más novedoso dispositivo, lo que limita su aplicación práctica hoy en día.

Según explican, investigadores de la Universidad Nacional de Moscú, estas nuevas células térmicas utilizan electrodos de óxido metálico y electrolitos acuosos. Esta solución, señalan, permite que la corriente aumente y se reduzca la resistencia interna, consiguiendo que la potencia de salida sea mayor y utilizable de forma práctica en un futuro.

“Los materiales que diseñamos permitirán, por ejemplo, crear baterías electrónicas incorporadas a la ropa, utilizando las diferencias de temperatura entre el cuerpo humano y el medioambiente“, explicó al portal Sputnik, Ígor Burmístrov, experto principal del estudio .

Y agregó que “Los gradientes de temperatura nos rodean por todas partes, y los dispositivos de este tipo ayudarán a extraer la energía dispersada en el medioambiente por las instalaciones industriales, los edificios y muchas otras fuentes sencillas y gratuitas”.

Además, señaló que con estas celulas se consigue un voltaje de circuito abierto de hasta 0,2 V, lo cual representa de 10 a 20 veces más alta que desarrollos similares. Sin embargo, señalan que pretenden aumentar esta potencia de salida optimizando la composición del material de los electrodos y mejorar el diseño de estas.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here