Costa Rica | Acuden a Contraloría para frenar contratación de Sutel por ¢7500 millones

0
87

CRHOY Daniel Chinchilla

La Contraloría General de la República (CGR) recibió formalmente un recurso de apelación a un proceso de contratación de la Superintendencia de Telecomunicaciones de Costa Rica (Sutel) por ¢7500 millones, para una empresa que brindará un servicio de monitoreo del espectro.

El espectro radioeléctrico comprende la forma en que viajan las señales de radio, televisión, voz y datos de internet en nuestro territorio.

Bajo la licitación 2020LN-000002-0014900001, promovida por Sutel en setiembre del año anterior, se pretendió encontrar a “oferentes” para facultar al Estado de un sistema de gestión y monitoreo del espectro. 

La empresa Sonivisión S.A, alegó a la Contraloría que Sutel, fijó en uno de sus primeros párrafos que la dinámica de contratación sería bajo los presupuestos de los artículos 53 de la Ley de Contratación Administrativa, y el inciso a) del artículo 105 del Reglamento a la Ley de Contratación Administrativa.

En estos, la administración pública estipula la figura de procesos de licitación con empresas precalificadas (en plural) con la intención de que, haya una sana competencia y al mismo tiempo, una basta cantidad de opciones para que el Estado encuentre las mejores condiciones de contratación.

Sin embargo la empresa quejosa, que representa intereses comerciales de una unión de firmas (Rohde & Schwarz Colombia SAS., y de Rohde & Schwarz Regional Headquarter Latin America S. de R.L de C.V) aseguró que el consejo de Sutel descartó a 3 empresas diferentes y solamente dejó a una en condición de precalificada, aún y cuando cumplían con los requerimientos expuestos en el cartel de licitación antes mencionado.

Uno de los alegatos de Sutel fue que las otras empresas no cumplían con experiencia, aún y cuando la ley faculta a organizaciones comerciales a participar en conjunto con otros socios para establecer precisamente, ese respaldo.

Lo anterior, según la compañía, viola los artículos invocados por la propia Sutel a la hora de realizar el proceso de concurso, pues estos regulaban (en plural) que la licitación tendría oferentes precalificados, y no solo uno (en singular), escenario que se terminó cumpliendo con la decisión de Sutel. 

“…en este caso se promovió una precalificación, y esta modalidad de contratación tiene la particularidad de que en la primera etapa lo que se pretende es conformar una lista de proveedores a los cuales ya les fueron evaluadas una serie de condiciones de idoneidad, para luego en una segunda etapa realizar un concurso entre estos y así elegir al prestador de los bienes, obras o servicios que la Administración requiere, lo cual tiene diferencias sustanciales con respecto a un concurso sin precalificación, en donde se han definido en el cartel las particularidades del objeto que se pretende adquirir y los oferentes en sus propuestas han señalado un precio, por lo que es claro que el hecho de que haya una sola oferta elegible no sería en sí mismo motivo suficiente para que la Administración decida no adjudicar el concurso”, cita la objeción.

CRHoy.com solicitó a Sutel las condiciones y componentes técnicos por los cuales dejó a una sola empresa de nombre          (TCI – DETSA) como precalificada para efectos de la adjudicación del concurso, sin embargo al cierre de la nota continuaban dando curso a la consulta con Proveeduría.

Sonivisión S.A pidió a la Contraloría anular el acto administrativo ejecutado por Sutel para precalificar únicamente al consorcio TCI – DETSA, además tomar en cuenta la oferta presentada por ellos. 

La apelación se encuentra en análisis en este momento en la Contraloría General.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here