Costa Rica | Internet más robusto llegará a zonas alejadas de Dota, Tarrazú, León Cortés, Aserrí y Acosta

135

La República Johnny Castro

Los vecinos de comunidades alejadas de los cantones de Dota, Tarrazú, León Cortés, Cartago, El Guarco, Desamparados, Aserrí, Acosta y Mora, contarán pronto con acceso a Internet inalámbrico.

Se trata de 11.300 vecinos de nueve cantones rurales atendidos por la Cooperativa de Electrificación Rural Los Santos, Coopesantos, quienes contarán con una solución de conectividad más robusta.

Para ello, Coopesantos invertirá ¢683 millones para fortalecer la conexión inalámbrica en dichas zonas, además del aporte de ¢456 millones del Instituto de Desarrollo Rural (Inder).

El proyecto consiste en la compra e instalación de equipos especializados con tecnología de punta, en sitios donde históricamente se registran problemas de conectividad a Internet.

“Esta iniciativa cubrirá 1.100 kilómetros cuadrados de la zona atendida por la cooperativa, en donde se dificultaba disponer de infraestructura para obtener el servicio”, explicó Mario Patricio Solís, gerente de Coopesantos.

“Para Coopesantos esta alianza y el esfuerzo que representa son un gran paso. Desarrollar este proyecto también es una gran satisfacción para la cooperativa, pues será de beneficio para el estudio, el trabajo y el desarrollo en general de estas comunidades y sus pobladores”, agregó Solís.

Este proyecto, liderado por Coopesantos y el Inder es primero en su tipo en el país, con lo que se marca un hito para apoyar la reducción de la brecha digital en Costa Rica.

“Estar conectados con el país y el mundo es fundamental en el desarrollo integral de las poblaciones rurales y por eso iniciamos este proyecto”, apuntó el presidente ejecutivo del Inder, Luis Diego Aguilar.

La iniciativa tiene como fin que en los próximos meses, sean más las personas con acceso al servicio de modo que puedan utilizarlo para estudiar, emprender un negocio o en su vida cotidiana, para comunicarse con sus familiares y allegados.