Crecimiento del mercado de equipos telecom se desacelera en el segundo trimestre

Dell’Oro advierte que el mercado ya está mostrando los impactos de las restricciones de EE. UU. contra Huawei.

367

Aunque el mercado de equipos de telecomunicaciones mantiene un ritmo al alza, el crecimiento de sus ingresos se desaceleró en el segundo trimestre de 2021, debido en parte a los resultados más bajos en China.

De acuerdo con estimaciones de Dell’Oro Group, el mercado aumentó un 5 por ciento entre mayo y junio, por debajo del incremento de 15 por ciento que había mostrado en el primer trimestre del año.

Lo anterior, según la consultora, se debe a que un mercado importante como el chino ha crecido más lento, lo cual afectó la demanda general de infraestructura inalámbrica y fija.

Además, las restricciones del gobierno de Estados Unidos sobre la tecnología de Huawei ya están impactando al mercado fuera de China, tanto en la provisión de RAN (red de acceso de radio) como en otros segmentos.

En este contexto, Huawei y Nokia perdieron algo de terreno en el mercado de equipos de telecomunicaciones, que incluye el acceso de banda ancha; transporte óptico y por microondas; red de acceso por radio; el núcleo móvil, y enrutadores y conmutadores SP.

También lee: Las restricciones a Huawei podrían reducir las inversiones globales en telecomunicaciones

Como se había adelantado en este análisis, los datos de la consultora apuntan a que las inversiones en infraestructura del sector se han visto afectadas por el bloqueo a Huawei, ya que esto encarece el costo de los equipos de otros proveedores y retrasa el gasto de los operadores en la construcción de sus redes.

Pese al descenso, el gigante chino mantuvo su posición de liderazgo en el mercado con casi 30 por ciento de participación. Detrás le siguen Ericsson, Nokia, ZTE, Cisco, Samsung y Ciena, señala el informe de Dell’Oro.

Dell’Oro proyecta que en todo el año el mercado de equipos de telecomunicaciones crecerá entre un 5 y 10 por ciento, sorteando la incertidumbre de la economía global ante las consecuencias de la pandemia por Covid-19 y las interrupciones en las cadenas de suministro.