Reforma  Alejandro González

La operación de estaciones de radio de asociaciones civiles con contenido religioso evidencia la ineficacia en la supervisión del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) a los concesionarios, coincidieron especialistas.

Erick Huerta, experto en radiodifusión, dijo que el IFT tiene la facultad de revocar la concesión a quien incumpla con los títulos, por lo que en este caso debería revocarla.

Grupo REFORMA informó que Fundación Cultural para la Sociedad Mexicana AC, concesionaria de varias frecuencias de radio, transmite en AM y FM contenido religioso en diversos estados, pese a que está prohibido y a que sus concesiones son de tipo social.

“El IFT tiene abandonado el trabajo en campo en transmisiones, audiencias de radiodifusión y derechos relacionados con éstas”, apuntó.

María Elena Estavillo, ex comisionada del IFT, dijo que la revisión en diversos casos es laxa.

“La ley prevé que debe corresponder a un uso especifico (la concesión), comercial, social, comunitario e indígena, y se debe acreditar de acuerdo con los contenidos.

“El IFT podría ser más exigente porque se le presenta una propuesta de programación y debe revisar si es una transmisión cultural, social o comunitaria”.

La concesión de la Fundación es de uso social, sin fines de lucro, con propósitos culturales, científicos, educativos o para la comunidad.

El IFT dijo que la aplicación de la Ley de Asociaciones Religiosas en transmisión o difusión de actos de culto público es competencia de Gobernación.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here