El fabricante chino de drones DJI presentó una carta al Senado de Estados Unidos el lunes, negando las especulaciones “incorrectas” sobre las prácticas de seguridad de datos de la compañía.

La carta decía que algunos testigos en la audiencia del subcomité del 18 de junio propusieron limitar la competencia, la innovación y la disponibilidad de tecnología de aviones no tripulados “basada únicamente en su país de origen”.

DJI dijo que ensamblará sus drones Mavic 2 Enterprise Dual en Cerritos, California, después de que el Servicio de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos determine que la proporción de valor producido en el país los hacen elegibles según la Ley de Acuerdos Comerciales.

El senador Rick Scott, un republicano, se preguntó en la audiencia si el Congreso debería prohibir la venta de aviones no tripulados de fabricación china en Estados Unidos.

“Creo que estamos locos por hacer negocios con los chinos”, dijo Scott en la audiencia. “Deberíamos estar comprando productos estadounidenses en todas las formas que podamos (…). No son nuestros amigos”.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here