Ecuador | Gobierno prevé captar USD 5.000 millones por ventas y concesiones

El Gobierno insistirá en la venta del Banco del Pacífico y espera obtener ingresos con la renegociación de contratos en el sector petrolero y de telecomunicaciones.

110
Ecuadorian flag on top of Santa Ana hill with a church and the city of Guayaquil visible in the background in Ecuador

Primicias Wilmer Torres

El problema del Estado no es la falta de ingresos, sino el exceso de gasto, según la visión del Gobierno. Y, para hacer frente a esos egresos hay un plan de acción que podría generar ingresos extraordinarios de USD 5.000 millones en 2022 y 2023.

Suspendida renovación de visas a Estados Unidos sin entrevista Parte de estas acciones están amparadas en último acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI) y otras son viejas promesas: La venta de 80.000 hectáreas de tierras que fueron usadas por camaroneras y que están en manos del Gobierno Central.

La venta del Banco del Pacífico.

La renegociación de los contratos de concesión del espectro radioeléctrico con las telefónicas Movistar y Claro. La renegociación de la deuda con China. La renegociación de la concesión del privado Oleoducto de Crudos Pesados (OCP). Y más eficiencia en las compras públicas, en especial en la adquisición de medicamentos.

Venta de camaroneras

El primer objetivo del Ejecutivo es la venta de 80.000 hectáreas de camaroneras que son de propiedad del Estado y que, actualmente, están concesionadas a los acuicultores de la región Costa. La venta de esas tierras generaría ingresos al Estado por USD 1.000 millones, siempre y cuando la Asamblea apruebe la reforma tributaria que el Gobierno enviará a la Asamblea. Dicha enmienda en su versión original incluía un artículo para que los productores acuícolas adquirieran las tierras del Estado que están explotando actualmente. Banco del Pacífico

La venta del Banco del Pacífico se daría a través de un “proceso de licitación internacional”, según reiteradas declaraciones del Presidente Guillermo Lasso. Por ahora, la entidad está en fase de reestructuración operacional y financiera, para despejar el camino de su futura venta. Según la Asociación de Bancos Privados de Ecuador (Asobanca), los activos del Banco del Pacífico ascendían a USD 6.822 millones, en agosto de 2021. Y, según el Gobierno, la entidad financiera ha sido avaluada en USD 800 millones. La rentabilidad financiera del banco, sin embargo, ha caído en los últimos años.

Desde 2013, el Ejecutivo ha buscado, sin éxito, vender las acciones de la entidad financiera pública, de propiedad de la Corporación Financiera Nacional (CFN).

Renegociación de concesiones

La Agencia de Regulación y Control de las Telecomunicaciones (Arcotel) lidera las negociaciones para la renovación de los contratos entre el Estado y las operadoras telefónicas Otecel (Movistar) y Conecel (Claro) firmados en febrero de 2015. Ambos contratos fueron negociados por un total de USD 330 millones para la prestación del Servicio Móvil Avanzado (SMA) y vencen en 2023. Para su renovación, la Arcotel arrancó con las negociaciones en agosto de 2021 y busca: Establecer las nuevas tarifas del Servicio Móvil Avanzado. Términos de los derechos de concesión y uso de frecuencias. Condiciones técnicas, jurídicas y económicas que regirán a partir de 2023. La Arcotel dijo a PRIMICIAS que no descarta que otras operadoras telefónicas ingresen al país. “Hay que brindar oportunidades para que nuevos actores entren al mercado ecuatoriano con reglas claras y seguridad jurídica”, afirmó la agencia.

Otra concesión que deberá ser renegociada durante el Gobierno de Guillermo Lasso es el contrato para administrar el Oleoducto de Crudos Pesados (OCP). La concesión con OCP fue firmada en 2003 y finaliza en noviembre de 2023. Pero estos ingresos no estarían seguros para las arcas fiscales. El Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) presiona para obtener las acciones del OCP, como forma de pago de los USD 8.037 millones que le adeuda el Gobierno Central.

Una deuda complicada

Otra de las tareas que se propone el Gobierno es la renegociación de la deuda pública con China, que a julio de 2021 alcanzaba los USD 5.169 millones. Esa deuda bilateral ha venido reduciéndose desde hace cinco años: entre 2016 y 2021 bajó un 37,1%. El exministro de Finanzas, Fausto Ortiz, considera que, tanto la reducción de la deuda y su renegociación, son una buena noticia porque las condiciones de las obligaciones con China no son convenientes para el país. “China se convierte en el acreedor a quien le pagamos los más altos intereses en deuda externa, por encima de 7%, mientras que las obligaciones con los organismos multilaterales de crédito tienen tasas de interés menores al 4%”, dijo.

Compras públicas más honestas

Tras la renegociación del último programa de crédito por USD 6.500 millones con el FMI, Ecuador prometió una reforma al sistema de compras públicas que permitirá ahorrar USD 1.500 millones entre 2022 y 2025, o el equivalente al 1,5% del PIB. De ese total, el Estado ahorraría USD 600 millones o 0,6% del PIB en 2022, según el FMI.