Ericsson advierte del creciente riesgo de perder su posición en el mercado chino

498

Ericsson lanzó hoy una nueva advertencia sobre el creciente riesgo de perder su posición de mercado en el atractivo mercado chino, en caso de que la Autoridad de Correos y Telecomunicaciones (PTS) de Suecia decida excluir a Huawei de participar en los procesos de construcción de redes de telecomunicaciones del país.

Como parte de un proceso de emisión de bonos no garantizados por 500 millones de euros, Ericsson envió también una actualización a los riesgos señalados en su informe financiero del pasado cuarto trimestre de 2020, incluyendo el potencial riesgo de reducir su presencia en China.

Luego de las medidas de restricción de acceso a componentes de Huawei por parte de Estados Unidos, Ericsson ha sido una de las compañías más críticas de dicha medida. El gobierno estadounidense ha convencido a diferentes naciones, como Australia y el Reino Unido, de restringir la compra de equipo de proveedores chinos al acusarlos de servir a los intereses del Partido Comunista de China.

En general, Ericsson considera que la exclusión de Huawei del mercado de telecomunicaciones mundial representa un riesgo a la competencia, y señala que la “confrontación y polarización no harán del mundo un lugar más seguro”. En particular, Ericsson teme que la exclusión del fabricante chino del mercado sueco pueda traer represalias a sus propias operaciones en el creciente mercado chino.

Aunque actualmente ha sido invitado a participar en los procesos de prueba y evaluación de proveedores de los grandes operadores chinos, Ericsson advierte que “según la evaluación actual de la compañía, ha aumentado el riesgo de que a Ericsson se le asigne en esas licitaciones una participación de mercado significativamente menor que su participación de mercado actual”.

Al primer trimestre de 2021, Ericsson reportó que sus ventas en la región del Noreste de Asia, donde se ubica China, se incrementaron en 78 por ciento año con año, por mucho, el ritmo de crecimiento más grande de todas sus operaciones. Se estima que las ventas de Ericsson en el gigante asiático representan cerca del 10 por ciento de su facturación total.