Luego de haber testado esta tecnología en agosto dentro de un laboratorio en Canadá, Ericsson llevó a cabo la primera llamada de datos intercontinental mediante el intercambio dinámico de espectro, en un enlace entre Suiza y Australia, utilizando teléfonos inteligentes precomerciales del fabricante chino Oppo.

El enlace conectó a la ciudad de Berna, Suiza, con Gold Coast, Australia, al operar en la banda baja de 3GPP FDD. La solución de uso compartido de espectro (DSS, por sus siglas en inglés) de la compañía sueca permite el despliegue de 4G y 5G en las mismas frecuencias del espectro, según la demanda del usuario.

Una de las ventajas de esta tecnología es que los proveedores podrán lanzar servicios 5G “en un área amplia y expandir sucesivamente la cobertura de manera personalizada, reutilizando la infraestructura de red existente y aprovechando las inversiones previas en espectro”, por lo que se posibilita avanzar hacia 5G independiente sin una reinversión costosa.

Para efectuar la llamada, se ocuparon las redes 5G de Swisscom y Telstra, así como el sistema Snapdragon de Qualcomm. Mientras que Oppo se convirtió en el primer fabricante en operar la solución de espectro en sus teléfonos inteligentes.

Durante la prueba en Canadá, se utilizó un teléfono LTE comercial. En esta ocasión, Ericsson afianzó una alianza con el fabricante chino para implementar el uso dinámico del espectro en un dispositivo 5G que aún está en espera de salir al mercado.

El Vicepresidente Ejecutivo y jefe de Redes de Ericsson, Fredrik Jejdling, dijo que la solución de DSS permitirá reutilizar sus activos de espectro 4G para 5G, y “es la forma más económicamente viable de lanzar 5G en las bandas existentes, permitiendo una cobertura a nivel nacional y ayudando a que 5G sea accesible en todo el mundo”.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here