Exclusión digital universal

0
165

Reforma Jorge F. Negrete P.

México será el primer el país del mundo con una política de exclusión digital vía el incremento de precios del espectro radioeléctrico. Veo inminente la decisión.

Nuevos retos en materia de espectro. Más espectro, preservación de derechos fundamentales. Menos espectro o más caro, conculcación ipso iure de derechos fundamentales. China y Nueva Zelanda entregan el espectro a los operadores de telecomunicaciones sin costo a cambio de cobertura. China hace 2 años y Nueva Zelanda hace 2 meses.

Perú, Chile, Colombia y Brasil presentan iniciativas semejantes, donde las obligaciones de cobertura sustituyen la política recaudatoria. El mundo 5G, a donde nos lleva Estados Unidos, necesita enormes cantidades de espectro, el equivalente a más de todo el licenciado en la historia de cualquier autoridad regulatoria en el mundo. Necesita 10 veces más fibra óptica y radiobases de telecomunicaciones; además, la nueva infraestructura 5G está cargada de cómputo, supercómputo, nube, Wi-Fi 6 y Edge Computing.

El problema. El Presidente anunció su programa de infraestructura: trenes en Yucatán, Querétaro y Tecate, refinerías en Tabasco y corredores transístmicos por un total de 5,345 millones de dólares. Quiere una economía industrial y de energía fósil. El sector digital de las telecomunicaciones invierte un promedio 6,000 millones de dólares cada año, podría hacer palidecer esa inversión con los estímulos correctos y abatir la brecha de conectividad. La Internet y los servicios de telecomunicaciones sólo pueden existir con la más poderosa infraestructura jamás creada por el hombre, la digital.

El Secretario de Hacienda, Arturo Herrera, compareció ante la Cámara de Senadores y la senadora Alejandra Lagunes realizó una serie de preguntas sobre la iniciativa que el Gobierno federal propone para incrementar las tarifas de derechos del espectro radioeléctrico en 56%. Recordó que el alto precio de espectro es una barrera a la inversión. Señaló que “se agravará la brecha digital” y preguntó: “¿qué impacto tiene en el objetivo de alcanzar conectividad universal?”.

El Secretario de Hacienda respondió: “el 85% corresponde a lo que son las cuotas internacionales, así es que incluso con este aumento va a estar por debajo de la media internacional. El problema es de competencia, y es un problema superserio, y no es ningún secreto en México. No tiene que ver con las cuotas, tiene que ver con operadores que son predominantes, operadores que antes tuvieron el 98% del mercado y que hoy siguen teniendo 85 el 86%. Esa, por cierto, no es una atribución de Hacienda, sino del propio IFT y en todo caso de la Comisión Federal de Competencia. Ahí es donde se tiene que resolver ese problema que es el que impide que siga creciendo el mercado. Hay muy pocos países donde haya un sector concentrado por tantos años, como es el sector de telecomunicaciones en México”.

Se ataca la verdad con la mentira. El Secretario de Hacienda miente y buscó generar un conflicto donde no lo hay. Buscó incendiar el diálogo en materia de competencia y provocar una guerra entre operadores, alejando una decisión racional y refugiándose en el espacio de comodidad de este Gobierno: el conflicto.

Vivimos en una sociedad altamente sensible donde la información falsa (fake news) nos volvió frágiles, emocionalmente persuasibles y la falta de un discurso sólido de la industria, un futuro común y beneficios sociales, se evidencia con comentarios como los presentados por el Secretario. Ninguna empresa en México tiene 86% del mercado, no conoce la diferencia entre el IFT y la Cofece, tampoco sus competencias. El precio del espectro lo pone Hacienda y sigue sosteniendo, aún con información del IFT y de GSMA, que el incremento está por debajo de la media internacional y que es un problema de competencia económica y del IFT.

México tiene los precios de espectro más caros de América Latina: punto. ¿Quién va a adquirir espectro 56% más caro e invertir 10 veces más? Nadie. Hace 3 semanas la Comisión de Hacienda del Senado recibió la opinión de profesionales sobre el tema y percibí sensibles a la Comisión y su presidente, el senador Alejandro Armenta, pero la reacción del Secretario Herrera transparenta la posición irrestricta del Gobierno en esta materia: van a incrementar el precio del espectro. Ya expulsaron a Movistar, ahora, van a colapsar la conectividad del País.

La tecnología digital no es sexy. No huele a energía, oleosa e intoxicante. A la industria digital le falta cuerpo, ebúrneas plataformas. No tiene la volumetría de la rueda del tren, ni avisa con su onírico silbato la llegada a la estación. El costo de esa mitológica aventura es que la épica digital la subsidie, aunque México sea el primer país en el mundo con una política de exclusión digital universal.

Presidente de Digital Policy & Law

Twitter: fernegretep

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here