Expertos piden más tiempo para debatir regulación de Inteligencia Artificial en Brasil

Las entidades del sector quieren reglas menos rígidas y más discusiones sobre los proyectos de ley.

192

Ler em português

Luego de aprobar el carácter de urgencia del Proyecto de Ley 21/20, que establece principios, derechos y deberes para el uso de la Inteligencia Artificial (IA) en Brasil, la Cámara de Diputados realizó una audiencia pública la semana pasada para escuchar a las entidades del sector.

Promovido por el Comité de Ciencia y Tecnología, Comunicación e Informática, el encuentro mostró diferencias entre los especialistas y destacó la importancia de ampliar el debate sobre el tema, sin apurar el proceso.

Para Rafael Sebben, director de la Federación Nacional de Empresas de Informática (Fenainfo), el sector no debe ser regulado. Sostiene que la Ley General de Protección de Datos Personales (LGPD) y el Código de Protección al Consumidor ya contemplan varias reglas previstas en la propuesta de marco legal de la IA, y teme que más reglas sofoquen al sector que es dinámico.

Ítalo Nogueira, presidente de la Federación de Asociaciones de Empresas Brasileñas de Tecnología de la Información (Assespro), sugirió mejorar los proyectos de ley que se tramitan en el Congreso Nacional, como la regulación del uso y no de la investigación y desarrollo de tecnología. Además, recomendó reducir las penas previstas y ampliar el apoyo y promoción del sector.

La propuesta ganó el coro de Loren Spíndola, representante de la Asociación Brasileña de Empresas de Software. Coincide en que se debe regular el uso y reconoce que el marco legal es importante para reforzar la seguridad jurídica en el ámbito de la Inteligencia Artificial.

“Las empresas del sector privado que desarrollan y las que aplican tecnología necesitan seguridad jurídica para avanzar en el desarrollo, invertir más y los ciudadanos, a su vez, necesitan confiar en el sistema de Inteligencia Artificial para poder utilizar todos los beneficios de la tecnología”, dijo Spindola.

Un consenso entre los expertos es la necesidad de un mayor debate sobre la regulación. Como la urgencia de la materia fue aprobada, el PL puede ser llevado al plenario sin un informe para discusión.

“Necesitamos más tiempo para un debate sólido y multisectorial, y la consigna es la complejidad”, dijo Bianca Kremer, de la Coalizão Direitos na Rede.

Gustavo Ramos Rodrigues, coordinador de Políticas Públicas del Instituto de Referencia en Internet y Sociedad (IRIS), destacó la relevancia de la discusión: “Considerando la importancia de una regulación como esta, cuyo contenido impactará la realidad social y económica del país durante las próximas décadas, lo que quiero plantear es que este debate debe ser objeto de una amplia discusión participativa y multisectorial, como el Marco Civil de Internet y la LGPD. […] Necesitamos más tiempo y apertura para este debate”.

La relatora del marco legal en la Comisión, la diputada Luisa Canziani (PTB-PR), prometió ampliar las conversaciones, incluso con la urgencia del procedimiento, según informó la agencia Câmara de Notícias.

“De hecho, se aprobó la urgencia, incluso para que llevemos esta discusión al Pleno y demos protagonismo a la agenda. Obviamente vamos a someter la relatoría a mucho diálogo, construcción, escucha y mucha reflexión para que el texto esté listo para la votación”, dijo la parlamentaria.