Fitbit obtiene autorización de la FDA para fabricar ventiladores de emergencia

Fitbit Flow, un ventilador de emergencia de bajo costo y fácil de usar, se basa en bolsas de reanimación estándar.

391

El mes pasado, la compañía de relojes inteligentes Fitbit anunció que cambiaría momentáneamente su cadena de suministro para ayudar a la situación actual ante la crisis sanitaria, desarrollando un modelo más asequible de ventiladores médicos.

Como resultado, la firma desarrolló un ventilador de emergencia de alta calidad y bajo costo, Fitbit Flow, el cual ya cuenta con la autorización de uso de emergencia de la Administración de Drogas y Alimentos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés).

El reanimador automático está inspirado en la caja de herramientas de diseño de E-Vent del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) y basado en especificaciones para sistemas de ventilación fabricados rápidamente.

Fitbit también consultó con médicos de medicina de emergencia de Oregon Health & Science University (OHSO), además del grupo de trabajo del Mass General Brigham Center for Covid Innovation, en el diseño y para satisfacer las necesidades de los profesionales.

“Fitbit Flow se basa en bolsas de reanimación estándar, como las utilizadas por los paramédicos, con instrumentos sofisticados, sensores y alarmas que funcionan en conjunto para soportar compresiones automáticas y monitoreo de pacientes”, señaló Business Wire.

El objetivo de Fitbit es aprovechar su infraestructura y capacidades para producir más dispositivos de emergencia rápidamente, además de suministrar los dispositivos a los sistemas de salud a nivel global que no cuenten con un número de ventiladores suficientes.

James Park, cofundador y CEO de Fitbit, señaló: “Vimos una oportunidad para reunir nuestra experiencia en el desarrollo avanzado de sensores, fabricación y nuestra cadena de suministro global, para abordar la necesidad crítica y continua de ventiladores y ayudar a marcar la diferencia en la lucha global contra este virus”.