Francia y Estados Unidos acordaron suspender temporalmente los impuestos digitales aplicados a las gigantes tecnológicas como GAFA (Google, Apple, Facebook y Amazon), evitando una guerra comercial.

El acuerdo se produce después de que el Presidente francés, Emmanuel Macron, y el Presidente Donald Trump pactaron dar más tiempo a las negociaciones, en busca de poner fin a las amenazas de aranceles masivos a productos franceses.

“Trabajaremos juntos en un buen acuerdo para evitar la escalada arancelaria”, escribió en un tuit Macron, agregando que esta semana había tenido una “excelente discusión” con el presidente de Estados Unidos.

Los dos países finalmente acordaron un mes después tratar de crear un acuerdo internacional sobre cómo gravar los negocios digitales, pero ninguna de las partes se retiraría de sus impuestos.

Como parte de la tregua, Macron pactó posponer hasta fines de 2020 el impuesto que Francia impone a las grandes empresas tecnológicas. A cambio, Estados Unidos aplazará los impuestos aduaneros a los productos franceses.

Esta tasa francesa entró en vigor en 2019, al aplicar un impuesto digital del 3 por ciento de la facturación realizada en Francia. Sólo las empresas tecnológicas que superen más de 750 millones euros (832 millones de dólares) en ventas globales anuales entran en este impuesto.

En respuesta, Estados Unidos amenazó con imponer aranceles de hasta el 100 por ciento a las importaciones francesas con valor de 2 mil 400 millones de dólares, poco más de 2 mil millones de euros.

Si bien Francia fue el primer país europeo en implementar su impuesto, otros países como Italia y Austria han seguido su ejemplo. Canadá y el Reino Unido también están explorando la aplicación de impuestos digitales.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here