Google y Apple desarrollarán app de rastreo de Covid-19 en iOS y Android

Ambas compañías lanzarán una API que será compatible tanto en Android como en iOS que podrá rastrear a personas que han estado expuestas al virus, a través de una conexión Bluetooth de corto alcance.

0
1176

Google y Apple anunciaron que lanzarán un par de aplicaciones móviles que permitirán rastrear la propagación del nuevo coronavirus. El sistema se basa en el seguimiento de contactos de personas que han estado expuestas con otra que haya dado positivo para Covid-19.

Las dos API se introducirán en iOS y Android a mediados de mayo y utilizarán la tecnología Bluetooth para establecer una red de contactos. La información recopilada por estas herramientas será compartida con las aplicaciones oficiales de salud pública.

El desarrollo de la herramienta contra el Covid-19 tendrá dos fases: en la primera, ambas compañías lanzarán una API que permitirá la interoperabilidad entre dispositivos Android e iOS, además de asegurarse que las apps oficiales de salud pública puedan implementarla.

En la segunda fase, Apple y Google trabajarán en habilitar la plataforma de rastreo de contactos basada en Bluetooth. En caso de que la aplicación encuentre una coincidencia con otro dispositivo de un usuario que haya dado positivo con Covid-19, la herramienta enviará notificaciones y recomendará realizar una prueba.

Las aplicaciones finales estarán disponibles para los usuarios a través de sus respectivas tiendas de aplicaciones.

Privacidad

Si bien el rastreo de contactos es una de las herramientas más prometedoras para contener la propagación del Covid-19, existen muchas preocupaciones sobre su efectividad y la recopilación de datos de ubicación.

Recientemente, un grupo de ONGs pidió a los gobiernos de todo el mundo no usar herramientas de rastreo de coronavirus como excusa para iniciar una “nueva era de vigilancia masiva”.

Pero a diferencia del rastreo de datos GPS, la herramienta de Apple y Google basada en una conexión Bluetooth no rastrea la ubicación física de las personas. Lo que hace es recopilar señales de teléfonos cercanos en intervalos de cinco minutos y almacenarlos en una base de datos.

Además, para evitar que las personas puedan ser identificadas después de haber compartido sus datos, la aplicación transmite una clave anónima en lugar de una estática que cambia cada 15 minutos para preservar la privacidad.

Ambas compañías dicen que publicarán abiertamente la información sobre el trabajo que han realizado con las aplicaciones, para que otros puedan analizarla y brindar transparencia en los aspectos de privacidad y seguridad del proyecto.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here