Hogares rurales de Inglaterra aún padecen de conectividad digital rezagada

508

Una gran parte de los habitantes de la Inglaterra rural aún se encuentra rezagada respecto a la conectividad digital, debido a que las redes de banda ancha fija y de telefonía móvil no han ampliado considerablemente su alcance geográfico a las áreas rurales.

El informe Estado de los servicios rurales 2018, elaborado por la empresa de interés comunitario Rural England, reveló que en el año pasado 11 por ciento de las instalaciones rurales no pudo obtener una conexión de banda ancha fija de 10 Mbps y 24 por ciento no pudo conseguir una conexión de 30 Mbps (banda ancha ultrarrápida).

Esto se debe a que algunas partes de la red de telecomunicaciones (fija) aún no han sido habilitadas para banda ancha, y algunas propiedades rurales están alejadas de los gabinetes de la calle que han sido habilitados para banda ancha, por lo que sufren de la degradación de la señal.

En cuanto a telefonía móvil, en 2018 no se pudo realizar una llamada telefónica básica dentro de 33 por ciento de las viviendas rurales en las cuatro redes móviles (EE, Three, O2 y Vodafone), un problema que afectó sólo a 3 por ciento de los locales urbanos.

Además, tampoco se pudo acceder a una conexión 4G en las cuatro redes móviles dentro de 58 por ciento de los locales rurales, en comparación con 17 por ciento de las ciudades, encontró el estudio.

El problema en este caso se debió a una potencia débil de la señal en muchos locales rurales y el alcance de la cobertura de la red en campo abierto.

“Dos años después de que publicamos el primer informe del Estado de los servicios rurales, parece claro que los residentes rurales con frecuencia siguen perdiendo en términos de financiamiento y acceso a los servicios.

“Es probable que los desafíos a los que se enfrentan las comunidades rurales crezcan en los próximos años y esto se reflejará en sus necesidades de servicio. Si las políticas y la prestación de servicios estuvieran debidamente probadas en el campo, parece evidente que esas necesidades se cubrirían mucho mejor”, dijo Brian Wilson, autor del informe y presidente de Rural England.

Cifras de 2017 también mostraron que los agricultores se enfrentan a problemas particulares de conectividad, ya que en ese año, la mitad de ellos sólo tenían velocidades de conexión de línea fija (de menos de 2 Mbps).

El reporte indica que la satisfacción empresarial con la conectividad es más baja en las áreas rurales remotas y entre aquellos cuyo trabajo les exige viajar.

La investigación sobre el potencial digital encontró que las empresas rurales están preocupadas por la fiabilidad de su conexión, así como por su velocidad.

Los principales beneficios digitales identificados por las empresas rurales fueron el trabajo remoto, el acceso a clientes / proveedores y la eficiencia empresarial. Los beneficios se sintieron más en las empresas que tienen conexiones súper rápidas.