Cinco Días

La firma alemana de semiconductores Infineon ha pactado la compra de la estadounidenses Cypress Semiconductor en una operación de 9.000 millones de euros con la que la compradora busca reforzarse en el Internet de las cosas y los coches conectados. La operación está pendiente, en todo caso, de la aprobación de las autoridades de competencia en un contexto de crecientes barreras comerciales.

Infineon pagará 23,85 dólares en efectivo por cada título de Cypress, lo que representa una prima del 33% respecto al cierre del viernes. La acción de la firma alemana, por el contrario, ha arrancado la sesión con una caída del 6,5%. Infineoncalcula que las economías de escala permitirán generar sinergias de costes por importe de 161 millones anuales hasta 2022 y alcanzar sinergias de ingresos por más de 1.300 millones anuales a largo plazo.

“La planeada adquisición de Cypress es un paso histórico en el desarrollo estratégico de Infineon. Fortaleceremos y aceleraremos nuestro crecimiento rentable y pondremos nuestro negocio en una base más amplia”, declaró Reinhard Ploss, consejero delegado de Infineon. “Esto abrirá un potencial de crecimiento adicional en los sectores automotriz, industrial e Internet de las cosas”, añadió.

Cypress está especializada en chips de memoria y controladores de pequeños dispositivos electrónicos, y está intentando especializarse en el mercado del automóvil y otros aparatos conectados. ingresó 2.500 millones de dólares (2.200 millones de euros) en 2018.

La de Cypress es la segunda gran operación para el sector en pocos días, después de que la semana pasda NXP anunciara la compra del negocio Wi-Fi de Marvell Tech. Nvidia compró Mellanox technologies en marzo por 6.200 millones. Con todo, las derivadas tecnológicas de la guerra comercial entre China y EE UU han dado al traste con otras operaciones.

El año pasado se frustró la compra de Qualcomm por Broadcom (firma basada en Singapur), una operación de 95.000 millones de euros que vetó el presidente de Estados Unidos, por riesgos para la seguridad nacional. Asimismo, China frustró la compra por Qualcomm de NXP.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here