Japón dio a conocer el plan con el que alentará a los usuarios a hacer su cambio de operador de telefonía móvil sin tener que cambiar sus números actuales y sin que se les cobren tarifas por este cambio, siempre y cuando las solicitudes se realicen en línea, por lo que propuso habilitar las aplicaciones para la portabilidad numérica las 24 horas del día.

El esquema plantea una reducción a las tarifas por portabilidad, ya sea en tienda o por teléfono, de 3 mil yenes (28 dólares) a mil yenes (9.50 dólares), y la eliminación del cobro si el proceso de solicitud se completa en línea, de acuerdo con el Ministerio de Asuntos Internos y Comunicaciones de Japón.

En julio, el Ministerio estaba analizando el dejar de cobrar tarifas por cambio de operador y trabajaba en un informe que incluyera una propuesta para que la eliminación del pago se implementara en otoño, antes de iniciar la campaña de venta de teléfonos móviles en febrero de 2021, aunque su revocación no fue bien vista por los principales operadores.

Hace unos días, un panel de expertos discutió la propuesta y estuvieron de acuerdo en general con el plan, por lo que es posible que se apruebe en otoño como se había anunciado y se revisen las pautas para los operadores en este año.

Un objetivo más del plan es alentar la competencia entre operadores móviles, ya que el mercado es dominado por unos cuantos, dificultando la participación de los recién llegados que brindan tarifas más bajas.

De acuerdo con datos del gobierno, el número de personas que utilizan el mismo número no ha aumentado en los últimos años; en el año fiscal 2018, se situó en 5.06 millones, cayendo a 4.33 millones para el año fiscal 2019. Además, el gobierno ha intensificado las llamadas a los operadores pidiendo que reduzcan las tarifas para mayor competencia, pues NTT Docomo, KDDI y SoftBank tienen juntas una participación de mercado del 90 por ciento.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here