La reforma constitucional en materia de telecomunicaciones y radiodifusión fue un parteaguas para el sector. Se estableció la figura de “agente preponderante en telecomunicaciones” y también la de “agente preponderante en radiodifusión”, así como varias medidas que han producido, entre otras cosas, mejores precios.

La reforma estableció en el artículo décimo quinto transitorio la creación de la Red Troncal, en la cual la Comisión Federal de Electricidad cederá totalmente a Telecomunicaciones de México su concesión para operar, instalar y explotar una red pública de telecomunicaciones y le transferirá todos los recursos y equipos necesarios para la operación y explotación de dicha concesión. Es importante señalar que la Red Troncal está definida como una red de transporte mayorista que no atenderá a usuarios finales. El proyecto contempla 25 mil kilómetros de fibra óptica y su atractivo es permitir llegar a sitios en todo el país, incluidas las poblaciones menos atendidas.

Por otra parte, la reforma estableció también en su artículo décimo sexto transitorio, la creación de la Red Compartida como una Asociación Público Privada (APP), en la cual el Estado aporta el espectro radioeléctrico (90 MHz de la banda de 700 MHz) y los recursos de la Red Troncal de fibra óptica de la Comisión Federal de Electricidad (CFE). El objetivo de esta medida es impulsar el acceso efectivo de la población a la comunicación de banda ancha y a los servicios de telecomunicaciones, operando bajo principios de compartición de infraestructura y venta desagregada de todos sus servicios y capacidades.

Inicialmente, la Red Troncal atrajo el interés inicial de siete jugadores, entre ellos: American Tower, Total Play, C3ntro Telecom, Axtel y Plan A. Varias de estas empresas ya habían avanzado en el proceso de preparación para la licitación e incluso cuentan con la opinión en materia de competencia económica por parte del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT). No obstante, se pospuso su licitación en octubre de 2018 para febrero de 2019 y en enero de este año se volvieron a modificar las fechas.

Paralelamente a las dos iniciativas anteriores, a principios de este año la nueva administración federal anunció una nueva iniciativa llamada “Internet para todos”, que tiene el objetivo de proporcionar Internet gratuito en sitios públicos, escuelas y hospitales, contemplando 50 mil kilómetros de fibra óptica de la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

Para marzo de este año, el Presidente de la República anunció que se iban a publicar las pre-bases de la licitación de la red de 50 mil km de fibra óptica (“Internet para todos”), con el objetivo de comunicar vía Internet a todos los municipios y pueblos apartados del país. La contraprestación por parte de la empresa ganadora será dar acceso gratuito a Internet en escuelas, plazas públicas, centros de salud y otros sitios públicos. La inversión será del orden de los mil 500 millones de dólares, pudiendo participar empresas extranjeras o nacionales. 

Lo expresado en los dos párrafos anteriores produjo y continúa produciendo gran incertidumbre en el mercado. Inicialmente, porque existía la confusión de si el proyecto de la Red Troncal y el proyecto de Internet para todos eran proyectos diferentes o eran los mismos.

Las dudas se disiparon una vez que la SCT confirmó a Geos Telecom, interesada en la Red Troncal, que la licitación de los 50 mil kilómetros es diferente a la licitación de la Troncal y que la licitación de este último proyecto continuará tal como se había acordado.

Mas tarde, el titular de la Estrategia Digital Nacional (EDN), Raymundo Artis Espriú, manifestó que “la licitación de fibra óptica de la CFE (Internet para todos) es independiente de la Red Troncal. Al mismo tiempo, señaló que “se ha previsto que la licitación pueda quedar desierta, en cuyo caso el gobierno federal aportaría los recursos”.

Los diferentes actores de la industria de las telecomunicaciones han mostrado mucha  incertidumbre ante este entorno, al aparecer en el escenario un proyecto nuevo muy parecido a la Red Troncal, sin que las autoridades hayan manifestado cómo convivirán ambas iniciativas, más aún cuando a mediados de abril se volvió a modificar el calendario de la licitación de la Red Troncal, retrasando el proyecto cuatro meses más.

Habrá que precisar que la Red Troncal no es una red de acceso y está enfocada a servicios fijos, mientras que la Red Compartida es una red para servicios móviles, es decir, no compiten, son redes complementarias (una fija y otra móvil). No hay que olvidar que para efectos de la Red Troncal, la CFE cedió ya a Telecom (mayo de 2014) su título de concesión para operar una red pública de telecomunicaciones y, a su vez, el IFT autorizó la transacción que le permitirá a Telecom utilizar los hilos de fibra óptica que tenía CFE. Esto ocurrió desde septiembre de 2015.

Por su parte, los dos hilos de fibra óptica para el Internet para todos, como ha sido definida por las autoridades, sería una red fija que también se apoyaría en la Red Compartida para ofrecer la conectividad y así proporcionar servicios de telecomunicaciones.

Los tres proyectos: Red Compartida, Red Troncal e Internet para todos podrían apoyar a pequeños operadores e incluso compañías de televisión por cable para llegar a un mayor número de usuarios finales, produciendo un mayor entorno competitivo.

No obstante, las iniciativas de la Red Troncal e Internet para todos son muy similares. Este hecho manifiesta que, al ser equivalentes, ambos proyectos podrían ser no rentables y, al mismo tiempo, los inversionistas interesados en la Red Troncal podrían cancelar su participación en este importante proyecto ya que la iniciativa de Internet para todos representaría un nuevo competidor en el mercado, no contemplado en sus planes de negocio originales. Al mismo tiempo, el nuevo entorno derivado de está última iniciativa requerirá ajustes en sus intenciones de adjudicarse el proyecto de la Red Troncal, ajustes que quizás estén muy por arriba de las inversiones contempladas originalmente.

En ese mismo sentido, el proyecto de Internet para todos tendría un impacto negativo para la Red Compartida en función de que la iniciativa de la nueva administración, si llegará a usuarios finales, de acuerdo con lo expresado por el Presidente de México, competiría frontalmente con el proyecto de la Red Compartida, produciéndose un escenario similar a lo expresado en el párrafo anterior. Si a esto le agregamos que a más de un año de operación de la Red Compartida, dicha red tiene apenas unos cientos de miles de usuarios, el proyecto móvil estipulado en la reforma del 2013 podría quebrar.

Es importante señalar que más que desarrollar nuevos proyectos de infraestructura en telecomunicaciones en el país, sería mucho más conveniente acelerar y asegurar la cabal implementación de las iniciativas estipuladas en la reforma de telecomunicaciones y radiodifusión de 2013 (Red Compartida y Red Troncal).

Si estas iniciativas no dieran los resultados esperados, existe infraestructura que puede ser aprovechada para llevar conectividad al país con cobertura nacional.

Recientemente, el Secretario General del Sindicato de Telefonistas, Francisco Hernández Juárez, manifestó que la red de Telmex cuenta con más de 300 mil kilómetros de redes de cobre y de fibra óptica, con lo que se podría diseñar una política pública para alcanzar los objetivos de Internet para todos.

Grupo de Telecomunicaciones de Alta Capacidad (GTAC) opera una red de fibra óptica de más de 19 mil kilómetros que cubre 50 por ciento de la población y los demás operadores de telecomunicaciones en el país cuentan con gran capacidad de redes de fibra óptica que también podrían ser considerados en una política pública para dar Internet para todos.

En el contexto anterior, el proyecto de Internet para todos implica una duplicidad de inversión, en la cual el gobierno federal aportará los recursos de quedar desierta la licitación (muy seguramente), por lo que la pregunta a la nueva administración sería: ¿en dónde está la nueva política de austeridad?

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here