Deutsche Telekom, que controlará a la compañía fusionada entre T-Mobile y Sprint, está en conversaciones con Dish Networks y el Departamento de Justicia de Estados Unidos por los parámetros de un acuerdo de desinversión y hospedaje de espectro que impulsará a Dish como un nuevo competidor en el mercado de telefonía móvil estadounidense.

De acuerdo con fuentes, ambas compañías y el organismo de Justicia cerrarían un acuerdo la próxima semana.

El Departamento de Justicia estaría presionando a Deutsche Telekom para que le ofrezca a Dish mejores condiciones que garanticen que la compañía de TV satelital pueda ser un cuarto operador. Entre las medidas estaría el acceso ilimitado a su red.

Según fuentes citadas por CNBC, Dish tendría acceso a la red combinada de T-Mobile/Sprint durante seis o siete años. Por su parte, la filial de Deutsche Telekom habría solicitado que ningún inversionista estratégico tome más de 5 por ciento de la participación en Dish. Esto limitaría la capacidad de Dish de confiar en una gran compañía, como Google o Amazon, para sumar capital que construya una red rápidamente.

Para cerrar el trato se necesitará la aprobación del Departamento de Justicia y de la Comisión de Servicios Públicos de California.

2 COMMENTS

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here