La NASA comienza a probar el taxi aéreo eléctrico de Joby Aviation

El prototipo eléctrico de Joby Aviation es estudiado en el marco de la Campaña Nacional de Movilidad Aérea Avanzada, organizada por la NASA.

232

Hipertextual-Gabriel Erard

Joby Aviation es una de las compañías que más ha avanzado en el desarrollo de una solución alternativa para la movilidad aérea de las personas. Su prototipo de taxi aéreo eléctrico lleva bastante tiempo de desarrollo, y ahora la NASA lo somete a una serie de pruebas de vuelo.

La agencia espacial de Estados Unidos lanzó la Campaña Nacional de Movilidad Aérea Avanzada, y por ello ha puesto interés en el vehículo en cuestión. Los ensayos comenzaron el lunes 30 de agosto y se extenderán hasta el viernes 10 de septiembre. El objetivo de la NASA es comprender cómo funcionan estos aparatos y sus medidas de seguridad, y de qué manera se utilizarán para el traslado de pasajeros en el futuro.

“El objetivo de la NASA es recopilar datos acústicos y de rendimiento del vehículo para su uso en el modelado y simulación de conceptos futuros del espacio aéreo. Esta prueba ayudará a identificar brechas en las regulaciones y políticas actuales de la Administración Federal de Aviación para ayudar a incorporar estas aeronaves al Sistema Nacional del Espacio Aéreo”, indicaron.

Básicamente, entonces, el taxi aéreo eléctrico es puesto a prueba en distintos escenarios. Así, la NASA pretende conocer cómo se mueve, qué sonido emite y de qué manera responde a los comandos. Además, la agencia colaborará directamente con la FAA y le indicará si deben redactarse nuevas leyes que regulen a los aparatos de este tipo.

Además, Joby Aviation es la primera compañía de aeronaves eléctricas de despegue y aterrizaje vertical (eVTOL) que se somete a un procedimiento de este tipo.

La NASA ofrece una mirada clave para el futuro de las aeronaves eléctricas

NASA | Joby Aviation | taxi aéreo eléctrico

Que la NASA haya posado sus ojos sobre este prototipo de taxi aéreo eléctrico, implica que hay un interés muy grande detrás de esta tecnología. Recordemos que Joby Aviation recientemente completó con éxito un vuelo de pruebas de más de 240 kilómetros; y lo hizo con una única carga de baterías.

Es cierto que todavía falta mucho para que esta clase de aeronaves comience a trasladar pasajeros. Las pruebas aún se realizan a control remoto; y aún no se sabe fehacientemente cuál sería la autonomía con el peso extra de las personas en el habitáculo. De hecho, la compañía aspira a volar comercialmente recién a partir de 2024.

Sin dudas, entonces, la investigación de la agencia espacial estadounidense será clave para el futuro de este tipo de proyectos. “La Campaña Nacional de Movilidad Aérea Avanzada de la NASA es fundamental para impulsar la comprensión científica y la aceptación pública de las aeronaves eVTOL”, aseguró JoeBen Bevirt, fundador y CEO de Joby Aviation.