Los ingresos de los proveedores de la red central 5G (Core) llegarán a mil millones de dólares para finales de este año y seguirán aumentando a medida que se acelere la implementación de redes de quinta generación con arquitectura autónoma.

De acuerdo con proyecciones de Dell’Oro Group, en el segundo trimestre del año las ganancias de 5G Core representaron el 15 por ciento del total de la facturación de las redes centrales móviles.

Abril a junio fue el periodo en que las compañías reportaron por primera vez ingresos de 5G Core. En primer y segundo lugar, Huawei y ZTE lideraron los números, a pesar de las restricciones con las que lidian los fabricantes chinos con el gobierno de Estados Unidos, que busca excluirlos del despliegue global de 5G.

En esta segunda mitad del año, se espera que las ganancias por 5G Core sigan incrementando, ya que otros operadores están haciendo nuevos anuncios; por ejemplo, en Estados Unidos, T-Mobile dijo que Cisco y Nokia le proporcionaron tecnología de la red central para la construcción de su 5G independiente, afirmó el Director de Investigación de la consultora, David Bolan.

Incluso, T-Mobile se adjudicó el mes pasado haber encendido la primera red 5G autónoma en el mundo, pues hasta ahora los servicios de quinta generación comerciales se han apoyado en parte de la estructura 4G.

También las empresas de telecomunicaciones chinas lanzarán sus redes 5G autónomas en los meses siguientes, utilizando equipos de Huawei, ZTE, Ericsson y Nokia. Mientras que en Corea del Sur, Dell’Oro prevé que Ericsson, Nokia y Samsung sean los proveedores de 5G core.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here