México | Megacable, un negocio intensivo en inversión de capital

111

El Economista Alberto Carrillo

La industria de telecomunicaciones requiere de fuertes inversiones de capital para mantener el crecimiento de largo plazo y el caso de MEGA no es la excepción

Megacable Holdings (MEGA) tuvo su día del inversionista donde se dio una importante guía del plan de negocios hacia 2026.

MEGA tiene un proyecto especial que es la evolución de la red, donde ya ha migrado 25,000 kilómetros de casas pasadas a fibra óptica GPON, de los más de 117,000 kilómetros que tiene instalados.

Con cobertura prácticamente en todas las entidades federativas, con excepción de Tamaulipas, tienen un potencial con 8-9 millones de hogares (casas pasadas) y una participación de mercado del 57 por ciento.

Ciertamente, el negocio de cable y servicios de internet está competido por cuatro jugadores principales: MEGA, Cablevisión de Televisa, Telmex y Totalplay de Grupo Salinas.

No obstante, el potencial de crecimiento es alto dada la baja penetración de servicios de Internet en México: Con 62 suscriptores por cada 100 habitantes a nivel nacional y 29% con fibra óptica esta distante de países como Turquía con 77 suscriptores por cada 100 y una penetración de fibra óptica de 45% o China con 106 suscriptores por cada 100 y de los cuales 94 tienen fibra óptica.

Asimismo, el crecimiento en el ultimo año fue de 13.3%, un aumento de doble dígito sostenido que esperamos se mantenga en los próximos años.

Esperamos que los ingresos y EBITDA de MEGA se dupliquen hacia 2026, lo que supone un crecimiento anual compuesto para los próximos 5 años superior al 14 por ciento.

La industria de telecomunicaciones es una industria que requiere de fuertes inversiones de capital para mantener el crecimiento de largo plazo y el caso de MEGA no es la excepción.

Desde el inicio del proyecto de evolución de la red, las inversiones como porcentaje de las ventas han crecido desde 20 hasta 38% en el último trimestre.

Con ello, el impacto en el flujo libre de efectivo ha sido tal que ha reportado caídas de doble dígito aunque la emisora ha mantenido intacta su política de dividendos que a precios actuales es atractivo con yield superior al 4 por ciento.

La guía ofrecida es mantener esas inversiones para lograr en los próximos 3-4 años duplicar el potencial de suscriptores con una cobertura en casas pasadas de 16-18 millones en total.

Asimismo, las proyecciones de la emisora son conservadoras dado el incremento de la competencia en el sector por lo que esperan una penetración de sólo el 30 por ciento.

Estos supuestos permiten un alza importante en los ingresos para los próximos años y el nivel de inversiones de capital se reducirá a los niveles previos del 20 por ciento.

Por otro lado, MEGA tiene un bajo costo de adquisición por suscriptor, dado que la casa conectada tiene un costo de 200 dólares y un costo de construcción que representa el 40% de los costos totales, por lo que es una inversión optimizada y en nuevos territorios.

Dicha inversión a su vez soporta las operaciones del negocio empresarial que representa actualmente el 17% de los ingresos y con un margen EBITDA de 16 por ciento.

Esperamos que dicho margen se incremente a largo plazo dada la inclusión y demanda de servicios integrados como ciberseguridad y otros servicios de la nube que son de mayor margen.

Uno de los principales riesgos es la posibilidad de que las inversiones en fibra óptica queden obsoletas ante la llegada de 5G.

Sin embargo, la administración nos comentó que inclusive las inversiones en 5G son mayores por lo que ellos proyectan una vida de 10-15 años en el proyecto de fibra óptica.

Actualmente MEGA tiene un precio atractivo y un potencial de apreciación importante por lo que es una oportunidad de Compra.