El Universal Tláloc Puga

Las arcas públicas mexicanas recibieron 202.8 millones de pesos de parte de Airbnb, por concepto de impuesto de hospedaje en 2019, informó la plataforma digital.

Con el fin de colaborar con las autoridades para la formalización del alojamiento a corto plazo y la promoción del turismo en México, la empresa aseguró que actualmente recolecta y entrega este gravamen de manera voluntaria en ocho de los 32 estados del país.

A partir del 1 de junio de 2017, Airbnb paga este impuesto en la Ciudad de México, siendo la primera entidad donde comenzó, seguida de Quintana Roo, Yucatán y Sinaloa.

La plataforma también retiene este impuesto a los turistas en Baja California, Baja California Sur, Oaxaca y el último en añadirse fue el Estado de México, en abril de 2019.

Airbnb afirmó ser la única empresa digital en el país que recolecta este gravamen a los turistas, después de informar que México es su noveno mercado más importante.

“En un entorno de desaceleración económica, nuestro objetivo es impulsar a los estados y ciudades en el fortalecimiento de su oferta turística mediante la introducción de nuevas alternativas de hospedaje. Además es nuestra responsabilidad trabajar de la mano de las autoridades, hacerlo de una manera ordenada, contribuyendo a la recolección y al pago de los impuestos”, dijo Jorge Balderrama, gerente de Políticas Públicas de Airbnb México.

Creada en 2008 por emprendedores en California, la plataforma ofrece la posibilidad de reservar una habitación en 100 mil ciudades y 191 países desde el celular.

En cuatro años, Airbnb dice haber recolectado y pagado más de 2 mil millones de dólares (casi 40 mil millones de pesos) en impuestos a gobiernos locales en todo el mundo.

“Este es un reflejo claro de nuestro compromiso de seguir trabajando con las autoridades y ser un ejemplo para el resto de las plataformas de alquileres a corto plazo, a las cuales invitamos a que se sumen a la recolección y mostrar su compromiso de desarrollar el turismo en México”, agregó Balderrama.

Respecto al nuevo impuesto a nivel federal incluido dentro del Paquete Económico de este año, Airbnb comentó que continúan en conversaciones con las autoridades hacendarias para definir la reglamentación secundaria.

“Airbnb sigue demostrando ser una empresa responsable que trabaja de la mano con las autoridades. Queremos que nuestros anfitriones estén tranquilos al ofrecer sus espacios en una plataforma que les ayuda a cumplir con sus requerimientos fiscales”, dijo Balderrama.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here