El Organismo Supervisor de Inversión Privada en Telecomunicaciones (Osiptel) de Perú dijo que los operadores podrán comenzar a suspender los servicios por falta de pago a partir del 15 de junio, y ya no desde el día 3 de este mes como se había planeado, debido a que se han presentado problemas en la atención a clientes.

De acuerdo con el regulador, las compañías no proporcionaron suficiente información a los usuarios sobre la reactivación de las desconexiones, una medida que se prohibió hace dos meses de manera temporal para paliar los efectos de la pandemia sobre la economía de familias y empresas.

Hasta la semana pasada, sólo 2.2 por ciento de los clientes habían solicitado acogerse a la opción de fraccionamiento de las tarifas para cubrir sus deudas vencidas. El Osiptel dijo que 30 por ciento de las personas que solicitaron atención a los proveedores reportaron dificultades, como la falta de respuesta o denegación de sus solicitudes, principalmente en la telefonía móvil y servicios por paquete.

Además, los usuarios tenían la posibilidad de migrar a planes más baratos si tenían dificultades económicas, pero 74 por ciento de los que consultaron sobre el tema tuvieron problemas en el contacto con las compañías. Estos inconvenientes reflejan que la población no ha podido hacer un uso efectivo de dichas alternativas, concluyó el organismo.

Por lo tanto, el Osiptel recordó que los operadores deben comunicar con anticipación de cinco días a los suscriptores que serán desconectados, e informarles las opciones que tienen para saldar sus recibos pendientes o recibir un servicio de menor capacidad a un costo más bajo.Aunque se corten las líneas de telefonía, los abonados podrán seguir realizando llamadas de emergencia y defensa civil; o acceder desde su dispositivo móvil a algunos sitios web oficiales sin costo durante la pandemia.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here