Propuesta de refarming de la Anatel pone en riesgo al sector IoT de Brasil

Las empresas que ofrecen red a servicios de IoT han criticado la reducción del espectro disponible en la banda de 900 MHz.

962

Ler em português

La propuesta de la Agencia Nacional de Telecomunicaciones (Anatel) de Brasil para la revisión del uso del espectro encendió una luz amarilla en el sector de Internet de las cosas (IoT). En la Consulta Pública Nº 52, concluida en diciembre pasado, algunas empresas de IoT presentaron los riesgos de hacer el refarming propuesto por la Anatel en la banda de 900 MHz.

El cambio reduce las frecuencias disponibles para las bandas de ISM (Industrial, Científico y Médico) -donde operan los servicios IoT- de 18.5 MHz a 16 MHz, ya que destina parte del espectro al Servicio Móvil Personal (SMP), al Servicio de Comunicaciones Multimedia (SCM) y Servicio Limitado Privado (SLP), todos en carácter primario, y al Servicio de Telefonía Fija Conmutada (STFC), en carácter secundario.

“Esta reducción deja a Brasil con sólo el 61 por ciento del ancho de banda disponible, y menos si consideramos la necesidad de bandas de guarda entre los sistemas Celulares y de Radiación Restringida”, indicó Sigfox.

Para la empresa, esto podría tener un impacto negativo en los servicios de IoT, que requieren un gran volumen de dispositivos conectados para ser viables. “Esta incapacidad para expandir los servicios será aún más dañina, ya que no hay otra banda posible para expandir los servicios de IoT que hoy usan la banda de 900 MHz”.

Algunos de los problemas citados son el aumento de la incertidumbre sobre el futuro, que afecta a las empresas que ya invirtieron en Brasil; desestimular la entrada de nuevas tecnologías o empresas, por el alto riesgo; y en el caso de Sigfox, que tiene dispositivos que pueden ser utilizados en Brasil, Canadá, Estados Unidos y México, la propuesta desalinea los equipos y genera costos adicionales para adaptar los productos.

“Si se materializa el cambio propuesto a la CP52, todos los usuarios de la red Sigfox deberán hacer planes para reemplazar los sensores en uso con el tiempo. Dada la larga vida útil de las baterías de los sensores (de cinco a 10 años) estos planes serán a largo plazo y obligarán a los usuarios a gestionar un parque mixto de sensores”, informó la empresa.

WND, una compañía que proporciona red para servicios de IoT, agregó que la propuesta en discusión reduce aún más el recurso, que “ya parece ser más pequeño que en varios países desarrollados, incluido Estados Unidos de América”.

Por su parte, el líder del Comité de Redes IoT de la ABINC, André Luiz Martins, pidió la postergación de la consulta pública por al menos 90 días, “una discusión más profunda”.

La justificación de Anatel

Para la Anatel, el cambio en la banda de 900 MHz es necesario debido a la evolución de los sistemas IMT (Telecomunicaciones Móviles Internacionales). “La canalización establecida para la banda de 900 MHz, con anchos de banda de (2.5+2.5) MHz con discontinuidad, ya no responde a las necesidades tecnológicas y requiere actualización, a fin de permitir la implementación de portadoras IMT de al menos (5+5) MHz ”.

Por ello, el organismo optó por el refarming de la banda “con la inserción de dúplex (2.5+2.5) MHz en las sub-bandas 905-907.5 MHz / 950-952.5 MHz, con mantenimiento de la canalización actual hasta la fecha de vencimiento de todas las subvenciones del SMP en el rango (2035), y la nueva canalización es efectiva después de ese periodo.”