Proveedores pequeños interesados en licitación 5G de Brasil

La asociación NeoTV defiende la existencia de bloques exclusivos para proveedores pequeños en el futuro anuncio para la subasta 5G.

1
575

Los Proveedores de Pequeño Aporte (PPP, por sus siglas en portugués) de Brasil han presentado un gran interés por la futura subasta de las bandas que se utilizarán para la quinta generación de banda ancha móvil, así lo reveló el presidente de la Agencia Nacional de Telecomunicaciones (Anatel), Leonardo de Morais.

En el marco del Seminario de Expansión de Banda Ancha 2019 de Pequeños Proveedores, el presidente recordó que la Agencia ya ha realizado una subasta “dirigida principalmente a aquellos interesados en los bloques regionales” (la subasta de sobras de radiofrecuencia, realizada en 2015).

La Agencia llama proveedores de pequeño aporte a aquellas empresas con menos del 5 por ciento del mercado. Morais señaló que “es sorprendente cómo el trabajo realizado por los PPP ha promovido una revolución digital silenciosa en los lugares más remotos de este país”.

PPPs en subasta 5G

Durante su participación en el evento, el CEO de la asociación NeoTV, Alex Jucius, defendió la existencia de bloques exclusivos para PPPs en el futuro anuncio para la subasta.

NeoTV reúne a alrededor de 140 empresas de telecomunicaciones, fabricantes y distribuidores de equipos y contenidos. Su propuesta prevé bloques regionales para pequeños proveedores, 60 MHz en la banda de 3.5 GHz y 40 MHz en la banda de 2.3 GHz. También sugiere dos bloques nacionales de 400 MHz en la banda de 26 GHz, pero pide que esta parte del espectro permanezca para otra subasta. “Es importante que el aviso 5G pueda armonizar la presencia de grandes compañías con compañías regionales”, dijo Jucius.

Recomendado: TIM Brasil, Ericsson y el Inatel inauguran laboratorio 5G

Por su parte, el Director de la Asociación Brasileña de Internet (Abranet), Edmundo Matarazzo, propuso descuentos en la adquisición de futuros lotes de subasta: 40 por ciento para frecuencias en áreas urbanas y 50 por ciento para zonas rurales.

“El rango de separación para proveedores pequeños es innecesario siempre que el anuncio dé condiciones para la participación de varias compañías nuevas y actuales”, subrayó.

El directivo explicó que ya existe un grupo de empresas que, con pequeñas inversiones, pueden expandir sus operaciones con más espectro. Sin embargo, los nuevos operadores se encuentran en una situación diferente, ya que construirán una nueva operación utilizando la frecuencia. “Estos dos actores no pueden tener el mismo peso en el anuncio. Para los nuevos debería haber un descuento de oferta”, defendió Matarazzo.

1 COMMENT

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here