¿Qué ofrece el Proyecto Triffid para el Internet de las cosas?

0
151

El “Proyecto Triffid” fue el centro de atención en la conferencia de desarrolladores de Arm Holdings en octubre. La planta carnívora trífida ha resurgido como la inspiración detrás de los sensores sin batería capaces de ofrecer Internet de las cosas (IoT).

La inspiración provino de las etiquetas de identificación por radiofrecuencia (Rfid): los miles de millones de etiquetas pasivas incrustadas en tarjetas de crédito, estantes de supermercados y collares para mascotas que sólo se despiertan cuando son pasadas por un sensor que puede leerlas.

La idea de Arm Holdings era que podría crear una versión computacional de Rfid que no sólo pudiera almacenar datos, sino también usarlos. Se puede aprovechar la energía cada vez que un lector pasa por encima de la etiqueta. Eso tendría un gran impacto en la industria de la logística, en particular en la producción y el transporte de alimentos.

Simon Segars, director ejecutivo de Arm, dijo que el Proyecto Triffid todavía estaba en la etapa de concepto, pero tenía el potencial de generalizarse en el futuro, potencialmente en miles de millones de dispositivos.

La combinación de la conectividad con la promesa de la Internet de las cosas ha sido una de las fuerzas impulsoras en el sector de las telecomunicaciones en los últimos años, y las empresas lo ven como un motor de crecimiento potencial más allá de sus principales negocios de consumo.

Paul Lee, director global de investigación de tecnología, medios y telecomunicaciones de Deloitte, dijo que la logística ya se había vuelto dependiente de la conectividad de datos, y que las redes 4G sustentaban el enorme aumento de las entregas a domicilio durante la pandemia. Esa tendencia continuará a medida que se eliminen las restricciones en el uso de datos mediante una mejor conectividad y la introducción de redes 5G.

Verizon se asoció con la división Azure de Microsoft para proporcionar capacidad de red a la empresa de logística Ice Mobility, que permitirá el empaquetado de productos asistido por visión por computadora. La reducción de los errores de empaque podría mejorar el tiempo de procesamiento dentro de una fábrica entre un 15 y un 30 por ciento, al tiempo que reduce los costos y acelera el lanzamiento de productos, según Mike Mohr, director Ejecutivo de Ice.

El grupo de telecomunicaciones BT ha construido una red 5G privada para conectar diversas necesidades que van desde futuros vehículos conectados hasta auriculares de Realidad Virtual, para mejorar la logística en el puerto de Belfast en Irlanda del Norte.

Sin embargo, no todo el mundo está convencido. William Webb, expresidente de la Institución de Ingeniería y Tecnología de Londres, y fundador de la empresa de tecnología de máquina a máquina, Neul, dijo que la perspectiva de un entorno rico en sensores sonaba “muy convincente”, pero que la industria había hecho demasiadas promesas en el pasado. Webb recordó que en 2010, un Internet de las cosas previsto de 50 mil millones de dispositivos para 2020 había terminado en realidad más como 8.5 mil millones.

Webb argumentó que implementar un sistema logístico con un sensor en cada artículo podría resultar demasiado costoso para las empresas de logística. “Ese es el problema de IoT en logística: gran parte del valor ya se obtiene con soluciones más simples, lo que dificulta la justificación del costo de la solución utópica”, dijo.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here