¿Qué son las subastas inversas? El mecanismo con que EE. UU. ha financiado el Internet en las zonas rurales

En su afán por aumentar la conectividad en las zonas rurales y disminuir la brecha digital en Estados Unidos, durante la última década la FCC ha implementado diversos fondos para financiar proyectos de despliegue de infraestructura

0
228

La reducción de la brecha digital ha sido una prioridad para la Comisión Federal de Comunicaciones de Estados Unidos (FCC, por sus siglas en inglés). Por ello, el financiamiento para lograrlo ha sido el trabajo más innovador que ha realizado la agencia durante la última década.

Así lo informaron funcionarios de la agencia estatal estadounidense durante el seminario virtual Financiamiento del despliegue de banda ancha mediante subastas, realizado este jueves 15 de abril.

La Jefa del Gabinete del Grupo de Trabajo de Subastas de Banda Ancha Rural, Audra Hale-Maddox, explicó las acciones que ha realizado la FCC para extender el servicio de Internet a las zonas rurales del país norteamericano.

La funcionaria detalló que el principal mecanismo que ha implementado la Comisión es el de las subastas inversas para los fondos de servicio universal.

Una subasta inversa es un procedimiento formal para determinar qué apoyo necesita un proveedor para brindar la cobertura en concordancia con los requerimientos del programa para las áreas sin servicio.

“Cuál es el mínimo apoyo que un operador necesita para proveer el servicio, y el que haga la oferta mínima es el ganador”, explicó brevemente Hale-Maddox.

Pueden ser de una sola o de múltiples rondas. El proceso para estas últimas funciona de la siguiente manera: primero tenemos un periodo de previsualización, enseguida la ronda se abre, se hacen las ofertas y posteriormente se cierra.

Después, el personal de la FCC procesa las propuestas y publica los resultados. En caso de que aún exista competencia, puede abrirse otra ronda, pero si ya no hay ofertas en competición y el ganador está claro, termina la subasta.

Audra Hale-Maddox explicó que el Grupo de Trabajo de Subastas de Banda Ancha Rural se creó para implementar y supervisar los procesos de licitaciones competitivas a fin de brindar subsidios al despliegue de banda ancha.

Por su parte, el Fondo del Servicio Universal (USF, por sus siglas en inglés) apoya a los operadores para desplegar servicios en las zonas más difíciles de atender. En 2011, el USF fue reformado para financiar que las empresas no sólo provean voz, sino también servicios de banda ancha.

“Todas estas acciones en su conjunto revolucionan la forma en que la FCC provee ayuda para el despliegue de banda ancha”, puntualizó la jefa de personal.

Fondos de movilidad e indígenas

La funcionaria detalló que la Comisión, que posee autonomía administrativa y regulatoria, creó un Fondo de Movilidad para distribuir apoyo rápido a los proyectos de servicios móviles a través de las subastas.

Enseguida hizo un recuento de las acciones que la FCC ha implementado durante la última década para incrementar la conectividad en las zonas rurales del país: en 2012 realizó una subasta inversa de ronda única para expansión de los servicios de voz móvil y de banda ancha 3G ó 4G.

“La FCC comprometió un fondo específico de 50 millones de dólares únicamente para proveer servicio en las tierras indígenas”, señaló la funcionaria.

El costo de conectar a Estados Unidos

En 2014, la Comisión comenzó a proporcionar ayuda a través del Modelo del Costo de Conectar a Estados Unidos (CAM, por sus siglas en inglés), con el que estimó cuánto dinero se necesitaría para conectar una localidad específica en un censo de bloques a través del país.

Asimismo, aclaró que anteriormente, la FCC proveía financiamiento a varios proveedores, pero después realizó reformas para apoyar únicamente al operador que brinde el servicio más eficiente en un área específica.

Hale-Maddox añadió que, en 2015, la agencia estadounidense ofreció un apoyo basado en modelo para los operadores, en el que nueve de ellos aceptaron más de 1.5 mil millones de dólares anuales para conectar 3.6 millones de hogares y negocios en 45 estados y un territorio para fines de 2020.

Subastas para conectar a Estados Unidos

La segunda fase de la subasta del Fondo para Conectar a Estados Unidos (CAF, por sus siglas en inglés) contempla la distribución de 1.48 mil millones de dólares durante más de 10 años para financiar proyectos de banda ancha fija y servicios de voz.

Mientras que, hasta el momento, el Fondo de Oportunidad Digital Rural planea invertir hasta 20.4 mil millones de dólares por más de 10 años para apoyar servicios móviles y de Internet fijo. La primera fase, correspondiente a la subasta 904, distribuyó hasta 16 mil millones.

Adicionalmente, la funcionaria declaró que en el órgano que coordina han trabajado para optimizar los proceso de las subastas. Así, proporcionan información sobre cómo y dónde puede ofertar un participante, el plan técnico que requiere y su situación financiera.

De igual forma, hacen públicos los procedimientos de las ofertas y solicitan la información suficiente para cumplir con los requerimientos del programa, pero no piden demasiada para las empresas pequeñas y las nuevas también puedan participar.

Y especificó que un área puede no recibir una oferta o no tener una ganadora, por lo que la FCC busca permitir a aquellas que no fueron elegidas en las primeras rondas tengan servicio. Y aclaró que los oferentes ganadores pueden ser ajustados por la calidad de sus servicios.

“Queremos enfocar nuestros fondos en los servicios con niveles más altos”, declaró Michael Janson, jefe asociado de la División de Políticas de Competencia e Infraestructura de la Oficina de Telecomunicaciones Inalámbricas,  refiriéndose a los niveles de rendimiento y de latencia. 

“No tienen que probarnos cómo gastaron, nosotros no nos metemos en la contabilidad. Enfocamos nuestros esfuerzos en analizar la información que nos proporcionan los participantes en las subastas de fondos de servicio universal sobre la cobertura que ofrecen, su calidad y rendimiento”, complementó Audra Hale-Maddox.

“No existen limitaciones para la participación en subastas inversas, pueden concursar todas las entidades, tanto las que tienen fines de lucro como las que no. La única obligación de los ganadores es brindar el 100 por ciento de cobertura en las localidades del bloque que les fue asignado, lo que puede incluir escuelas e instituciones públicas”, concluyó Janson.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here