Regulación analógica de Ofcom impide que servicio de streaming de la BBC compita contra gigantes

0
443

El presidente de la BBC, David Clementi, criticó que las restricciones obsoletas del regulador de las comunicaciones del Reino Unido (Ofcom) amenazan la misión de la radiodifusora británica de brindar un servicio universal.

Clementi señaló durante su participación en el Oxford Media Convention que los nuevos lanzamientos de Apple, Disney, Comcast y WarnerMedia están bien posicionados para tener un gran impacto en un mercado en el que pararse es ir rápidamente hacia atrás.

Mencionó que el objetivo es hacer cambios importantes y directos para alinear su servicio de streaming iPlayer con lo que está haciendo el resto del mercado.

Sin embargo, dijo que la regulación de la Ofcom sobre la BBC es demasiado restringida, y criticó el requisito de la autoridad para una Prueba de Interés Público en sus planes para expandir el iPlayer de la BBC.

“La Junta determinó que los cambios planeados de iPlayer de la BBC para 2018-2019 no equivalían a un cambio material y, por lo tanto, no deberían estar sujetos a la demora de una Prueba de Interés Público. La Ofcom no estuvo de acuerdo. Ese es su derecho.

“Pero cada mes es valioso, y conlleva el riesgo de retrasarse aún más que las necesidades y expectativas de la audiencia”, agregó.

El directivo puso como ejemplo a Netflix, que actualiza su aplicación más de 50 veces al año sin la necesidad de una aprobación regulatoria, y pidió ver si la regulación del pasado se mantuvo para la era digital y global.

“El sistema regulador actual tiene sus orígenes en una era en la cual la BBC era vista como la gran bestia en la jungla, la gran bestia contra la cual todos los demás necesitaban protección.

“Pero esa visión del mundo ya ha pasado. Cada vez más, nuestros principales competidores está bien financiados, gigantes internacionales (Netflix, Spotify, Facebook, YouTube) cuyos recursos financieros empequeñecen los nuestros”, declaró.

Clementi reconoció que su financiamiento a través de la tarifa de la licencia significaba que debería haber restricciones en la forma en que opera la BBC, pero se debe encontrar un camino a seguir que no sólo juegue en manos de los competidores globales a expensas, en particular de los servicios públicos de radiodifusión del Reino Unido.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here