Reforma Jorge F. Negrete P.

En un mismo año, 2019, Barcelona y Colombia, ciudad y país de probadas vocaciones digitales, sorprendieron al mundo por la decisión de expulsar a Uber de su territorio. En Barcelona, “la obligación de esperar 15 minutos para viajar favorece a los taxis locales y es totalmente incompatible con la inmediatez de los servicios bajo demanda”, señaló la empresa y anunció después su salida de ese territorio. En Colombia, la Superintendencia de Industria y Comercio (SIC) le dio la razón a una empresa proveedora de taxis en la demanda contra Uber, por competencia desleal. Un juez decidió que Uber incurría en una ventaja competitiva. Las autoridades exigieron algo insólito, que los operadores telefónicos “suspendan la transmisión, el alojamiento de datos, el acceso a las redes de telecomunicaciones o la prestación de cualquier otro servicio equivalente”. Lo expulsaron de Internet.

México lleva 12 años de ayuno de convergencia por una decisión en materia de competencia, violando el derecho de los mexicanos a recibir servicios de telecomunicaciones con TV incluida, es decir, sin pleno ejercicio del derecho a la información y la cultura, y acceder a ellas en las mismas condiciones que otros mexicanos. En todos los casos y con extremas decisiones en materia de competencia, se violó el ejercicio de derechos fundamentales. El derecho de la competencia sobre los derechos humanos.

El mundo digital denuncia las ineficiencias en las cadenas de valor. Los operadores de telecomunicaciones antes vendían voz y SMS, hoy WhatsApp o WeChat les quitaron ese negocio. Han quedado varios cadáveres en el camino. Empresas discográficas, de televisión, editoriales y logística, entre otras. Kindle, Spotify, Tidal, Airbnb, Uber, Facebook, Google y Amazon le quitan su pedazo de negocio a alguien ¿Este enojo debe llegar al extremo de limitar derechos fundamentales? No.

Los derechos fundamentales son de las personas y están considerados en las constituciones y cartas internacionales. Estos derechos “están igualmente garantizados para todos y sustraídos a la disponibilidad del mercado y la política” (Ferrajoli). Estos derechos deben ser garantizados con acciones y la elaboración de políticas que aseguren su máximo grado de ejercicio: libre tránsito, educación, libertad de expresión, salud, acceso a la cultura, a la información pública, protección de datos. Hablamos de derechos que son universales, interdependientes, indivisibles y programáticos. Esto quiere decir que estos derechos no son superiores uno sobre otro, no son divisibles y su cumplimiento se verifica en el tiempo.

Las Naciones Unidas, por medio de su Consejo de Derechos Humanos, adoptó la resolución A/HRC/20/L.13, del 29 de junio de 2012 sobre la promoción, protección y disfrute de los derechos humanos en Internet.

El documento afirma, entre otras cosas, que “los derechos de las personas también deben estar protegidos en Internet, en particular la libertad de expresión”. “Exhorta a los Estados a que promuevan y faciliten el acceso a Internet.” “Internet es un importante instrumento para para el ejercicio de los derechos humanos.”

La Internet y los servicios de telecomunicaciones se vuelven un poderoso habilitador de otros derechos como el libre tránsito, la educación, la salud, la cultura, la libertad de expresión, el derecho a la información, entre otros.

Sostengo que el derecho de acceso a Internet y los servicios de telecomunicaciones son un derecho humano que posee toda persona para conectarse por medio de las TIC, con el fin de ejercer y disfrutar sus derechos fundamentales. Contrario sensu, ni el Estado ni el regulador digital o de competencia pueden restringir su acceso. La restricción a este derecho es un daño ipso iure, en contra del ejercicio de los derechos humanos. Ninguna acción del regulador digital puede estar fuera de este mandato expreso, ni puede estar sujeto a interpretación. La competencia no puede ser usada como excusa para violar derechos humanos.

Presidente de Digital Policy & Law

Twitter: @fernegretep

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here