Ofcom, el regulador de telecomunicaciones del Reino Unido, dio a conocer sus planes para llevar a cabo en enero de 2021 la subasta de espectro adicional en las bandas de 700 MHz y 3.6 a 3.8 GHz para el desarrollo de redes 5G.

Vodafone y Three habían solicitado al organismo que las frecuencias se otorgaran mediante un proceso de asignación directa, con el fin de evitar costos excesivos por el recurso radioeléctrico. Pero Ofcom descartó esa propuesta porque consideró que no garantizaría un uso eficiente del espectro.

El regulador británico licitará 80 MHz en la banda de 700 MHz, lo que servirá para mejorar la capacidad de las redes móviles actuales; así como 120 MHz en la de 3.6 a 3.8 GHz, lo cual será útil para continuar con la implementación de 5G que actualmente ya está en proceso.

Para la banda baja, el precio de reserva será de 100 millones de libras esterlinas por cada lote (de seis) de 10 MHz, y de un millón por lote de 5 MHz (de cuatro) sólo para enlaces descendentes. En la banda media, cada lote de 5 MHz tendrá un valor de reserva de 20 millones.

En 2018, Ofcom realizó una licitación por las bandas de 2.3 y 3.4 GHz que apoyarían más tarde el despliegue de la tecnología 5G. En ese momento, recaudó alrededor de mil 400 millones de libras. En la adjudicación de 2021, el regulador señaló que los precios de reserva se encuentran por debajo del valor de mercado actual, por lo que no se está privilegiando el ingreso a las arcas públicas.

Los operadores no recibieron con total agrado el rechazo de la propuesta para optar por la asignación directa, pues consideran que es la más rápida y eficiente de impulsar la conectividad del Reino Unido. Además, la subasta se llevará a cabo en medio de las restricciones que el gobierno impuso a la compra de equipos de Huawei, lo cual le costará unos 2 mil millones de libras adicionales a las compañías y podría generar retrasos para el desarrollo tecnológico.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here