Reino Unido ordena a Meta vender Giphy

La autoridad antimonopolio británica le ordenó a Meta vender por completo Giphy, tras determinar que su adquisición afectaría la competencia en el mercado de las redes sociales y la publicidad gráfica en el Reino Unido.

350

La Autoridad de Competencia y Mercados británica (CMA, por sus siglas en inglés) le ordenó a Meta (anteriormente, Facebook) vender Giphy, tras descubrir que el acuerdo podría dañar a los usuarios de las redes sociales y a los anunciantes del Reino Unido.

Desde agosto de 2021, el regulador ya había advertido que, en caso de confirmar sus preocupaciones de competencia, podría exigirle a la compañía que vendiera Giphy en su totalidad.

Siguiendo los hallazgos provisionales de la Fase 2, publicados en agosto, la autoridad británica concluyó este martes 30 de noviembre que la adquisición de Giphy por parte de Meta en 2020 reduciría la competencia entre las plataformas de redes sociales y que el acuerdo ya eliminó a Giphy como un rival potencial en el mercado de publicidad visual.

Lee también: Facebook adquiere Giphy por 400 millones de dólares

El panel independiente de la CMA que revisó la fusión concluyó que Meta podría aumentar su significativo poder de mercado en relación con otras redes sociales al: negar o limitar el acceso de otras plataformas a los GIFs de Giphy, generar más tráfico a las aplicaciones de su propiedad (Facebook, WhatsApp e Instagram), los cuales ya concentran el 73 por ciento del tiempo que los usuarios británicos pasan en redes sociales, o cambiar los términos de acceso y requerir que otras plataformas, como TikTok, Twitter y Snapchat, proporcionen más datos de usuario para acceder a los GIFs de Giphy.

Como parte de su investigación a fondo, la CMA también analizó cómo este acuerdo afectaría al mercado de la publicidad gráfica. La autoridad descubrió que, desde antes de la fusión, Giphy había lanzado servicios publicitarios innovadores que estaba considerando expandir a territorios fuera de Estados Unidos, incluido el Reino Unido.

Los servicios de Giphy permitieron a empresas, como Dunkin Donuts y Pepsi, promocionar sus marcas a través de imágenes, elementos visuales y GIFs.

La autoridad británica descubrió que los servicios publicitarios de Giphy tenían el potencial de competir con los propios servicios de publicidad de Meta y habrían fomentado una mayor innovación en el mercado por parte de los sitios de redes sociales y anunciantes.

La CMA informó que Meta canceló los servicios de publicidad de Giphy al momento de la fusión, lo que eliminó una fuente importante de competencia potencial. Y agregó que esto es preocupante, dado que la gigante tecnológica controla casi la mitad del mercado de publicidad gráfica del Reino Unido, valuado en 7 mil millones de libras (9 mil 260 millones de dólares).

Por ello, tras consultar con empresas y organizaciones interesadas, así como evaluar soluciones alternativas presentadas por Meta, la autoridad determinó que las preocupaciones de competencia sólo pueden solucionarse a través de la venta completa de Giphy a un comprador autorizado.

“El vínculo entre Facebook y Giphy ya eliminó a un potencial rival en el mercado de la publicidad gráfica. Sin acción, también permitiría que aumente aún más su importante poder de mercado en las redes sociales, mediante el control del acceso de los competidores a los GIFs de Giphy”, declaró Stuart McIntosh, presidente del grupo de investigación independiente que realiza la investigación de la Fase 2.

Recientemente, la CMA había multado a Meta con 50.5 millones de libras por violar una orden de ejecución inicial impuesta en relación con su fusión con Giphy. Meta, antes Facebook, adquirió Giphy por 400 millones de dólares en 2020.